Ecuador. domingo 10 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Edouard Louis:”La literatura ha olvidado hablar del origen de la violencia”

Escritor francés Édouard Louis. Foto de www.leparisien.fr

Madrid, (EFE).- El joven escritor francés Edouard Louis se ha convertido en todo un fenómeno con su novela autobiográfica “Para acabar con Eddy Bellengueule”, en la que narra sus padecimientos por ser homosexual y su lucha contra la intolerancia. Un testimonio literario estremecedor del que se han vendidos 200.000 ejemplares.


Publicidad

Estos días Edouard Louis, antes Eddy Bellegueule, está en Madrid, donde ha dado una “master class” sobre lo que la literatura debe a Foucault, Bordieu y…Almodovar, un tema sugerente para alguien que ha hecho de la escritura su salvación y la que ha facilitado su cambio de destino.

De ahí que este joven de 23 años, que sufrió un calvario por ser gay en el seno de una familia proletaria en la región francesa de Piacardia y en colegio donde recibió toda clase de humillaciones y que renació a través de las palabras, sea muy critico con la literatura actual.

“La literatura consiste en transformar las experiencias personales en un discurso legítimo. Y ahora yo creo que hay una literatura que gana muchos premios mientras que cuenta, por ejemplo, sus paseos por Saint German, algo que no me interesa nada. Han olvidado hablar de una cuestión básica, que es el origen de la violencia”, explica a Efe.

En “Para acabar con Eddy Bellegueule”, publicado por Salamandra, Edouard Louis utiliza el lengua para “hacer visible lo invisible”, la violencia, los insultos, el maltrato y las humillaciones que sufrió y de la que se pudo zafar a los 16 años huyendo de casa para instalarse en París, donde está en una de las Universidades más importantes L’Ecole Normale Superieur.

Hoy, este joven, cuyo mensaje es que “uno puede actuar contra su destino” asegura que esta situación que él sufrió no hubiera variado por estar en un país u otro, sino que le gusta más abordarlo desde un factor más sociológico y político. “Creo que es más importante verlo desde el punto de vista de las clases sociales”.

“Las clases sociales son las que nos determinan; ser mujer, homosexual o emigrante es diferente si vives en Madrid o Barcelona que si vives en un pequeño pueblo de España. Ayer se me acercó un hombre que me dijo que había vivido la misma experiencia que yo, pero en un pueblo del sur de España”, relata.

Louis que se quitó su nombre original Eddy Bellegueule porque para él era sinónimo de “maricón”, de “pobre”, se suma con su obra a esta literatura llamada del “yo”, en la que el material narrativo es la propia vida del autor, como “Mi lucha”, la serie narrativa del escritor noruego Karl Ove Knausgard.

“Cuando se hacen encuestas y se dice que los jóvenes leen menos literatura que hace 30 años, a mi me gustaría que se hiciera una sociología de los autores, porque ellos son los que pierden interés. A mí no me interesa (Patrick) Modiano -recalca- porque es una burguesía que se contempla a sí misma. Creo que hay que hablar de la verdad, de lo que es la vida, eso es lo emancipador”.

“Es muy importante conseguir -subraya Louis- que el libro narre experiencias que nos pasan en silencio y que el lector se reconozca en ellas. Que cuando el autor diga yo, el lector pueda decir también yo, que los lectores hagan suyas las experiencia que cuenta el autor”.

Y Louis pone como ejemplo a los negros que huyeron del sur de Estados Unidos en la Guerra de Secesión. “Cada uno que se iba hacia posible que otro huyera y al final fueron siete millones”.

El éxito rodea ahora a Édouard Louis y tras este libro y su estudio sobre el estudio del sociólogo Pierre Bordieu, está trabajando en su tercera novela que se llamará “Historia de la violencia”, que saldrá este año en Francia.-EFE

(I)