Ecuador. Martes 23 de Mayo de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Por qué De la Iglesia, Del Toro y Bajo Ulloa son apasionados de “Star Wars”

Daisey Ridley en el papel de Rey, izquierda, y John Boyega en el papel de Finn, en una escena de "Star Wars: The Force Awakens" dirigida por J.J. Abrams. La película se estrena en Estados Unidos el 18 de diciembre de 2015. (Film Frame/Disney/Copyright Lucasfilm 2015 via AP)

Valencia (España), (EFE).- Un libro sobre “Star Wars” sirve para que algunos destacados directores de cine en español, entre ellos Alex de la Iglesia, Guillermo del Toro y Juanma Bajo Ulloa, revelen su pasión por la saga galáctica que regresa mañana a los cines con su séptima entrega, “The Force Awakens”.

El autor de “Star Wars: memorias de una galaxia muy lejana” (El búho de Minerva, 2015), Pau Gómez, asegura en declaraciones a Efe que tanto De la Iglesia como Del Toro y Bajo Ulloa, así como Juan Carlos Fresnadillo y Borja Cobeaga, “son unos ‘fans’ absolutos” de la saga.

El autor, que dice haber cumplido su “gran sueño de la infancia” tras escribir el libro, recién publicado, afirma que fue fácil encontrar directores aficionados a Star Wars y con corazón “jedi”, “porque lo son y lo reconocen abiertamente”.

En su anterior proyecto, “29 miradas sobre Spielberg”, Gómez contó ya con la participación de “primeros espadas” del cine en español como Alejandro Amenábar y José Antonio Bayona, pero en esta ocasión redobla la apuesta con uno de los nombres que estuvieron encima de la mesa para dirigir “El despertar de la fuerza”.

Tras conseguir “mover varios hilos”, el mexicano Guillermo del Toro (“El laberinto del fauno”, 2007), que rechazó dirigir el Episodio VII de “Star Wars”, accedió a participar en su libro con la redacción del prólogo.

Según Gómez, tanto él como otros directores a los que se les ofreció el proyecto “se sentían tan ‘fans’ que se veían poco preparados para una responsabilidad tan grande”, circunstancia que provocó que el desafío llegara a las manos del candidato original, J.J. Abrams.

Ahora, Abrams (“Super 8”, 2011) tiene al mundo en vilo con la nueva película que la crítica de Hollywood y el público de los preestrenos ya valoran positivamente y de la que López espera “una redención de las precuelas” de principios de este siglo.

Precisamente, la historia que plasma el realizador Borja Cobeaga (“Pagafantas”, 2009) habla sobre el director que plasmará su nombre en los míticos títulos de crédito que se mantienen desde la primera entrega de “La guerra de las galaxias”, en 1977.

“Cobeaga se inventó una historia en la que situaba a J.J. Abrams en una cafetería de Los Ángeles mientras una persona se le acercaba y le decía que, algún día, él dirigiría una película de ‘La Guerra de las Galaxias'”.

El caso que narra Juanma Bajo Ulloa (“Airbag”, 1997) en su capítulo es parecido, pero además es real, porque “narra cómo el largometraje original fue su inspiración para convertirse en director”, subraya López.

“Es fantástico poder contar con algunos de los mejores nombres del cine en español”, incide, “porque son genios y cuentan mucho mejor que yo su pasión, que en casos como el de Cobeaga es mucho más enferma que la mía”.

En el resto de las páginas, el lector puede encontrar detalles que “no se pueden encontrar en memorias oficiales” y que guardan algo de reverso tenebroso dentro de ellas.

Historias como el infarto que le habría dado a George Lucas cuando vio que su equipo de efectos especiales había gastado la mitad del presupuesto en las primeras tres tomas de trescientas en total, o las discusiones del propio Lucas con un Ewan McGregor que se sentía “poco dirigido”.

Ante el inminente estreno de la primera parte de la nueva trilogía de una saga que “tiene la capacidad de que no pase el tiempo”, Pau Gómez espera “volver a sentirse niño”. EFE (I)