Ecuador. Jueves 23 de Febrero de 2017

La Ley de Cultura, entre la reordenación eficaz y la tautología confusa

Mariana Andrade, gestora cultura, es entrevistada en #LaTertulia por Miguel Molina Díaz y Carlos Arcos Cabrera. Foto de Victor Posso para La República.

Quito.- El pasado 30 de diciembre se publicó en el Registro Oficial la Ley Orgánica de Cultura, aprobada por la Asamblea Nacional tras 8 años de gestiones y “socializaciones”. De hecho, la Constitución de Montecristo ordenaba la aprobación de esta Ley en el plazo de un año, por cuanto la Ley llega tarde.

Publicidad

Dicen que más vale tarde que nunca y que, en todo caso, era necesaria una Ley Orgánica de Cultura que pusiera orden y organización en un sector caótico. Ese, precisamente, es el criterio de la gestora cultural Mariana Andrade, que ha explicado los beneficios de la Ley para los artistas, creadores, escritores y gestores culturales del país. Andrade, además de ser la directora del cine Ochoymedio y ex secretaria de Cultura de Quito, es una de las personas que más han reflexionado sobre la gestión cultural en el Ecuador.

Por su parte, Carlos Arcos Cabrera ha cuestionado la tautología y vaguedad de conceptos de la Ley y, fundamentalmente, que una de sus disposiciones permita que el financiamiento del Sistema Nacional de Cultura (y sus entes) pudiera beneficiarse de las sanciones a los medios que incumplan la Ley de Comunicación. Para Arcos Cabrera, se abre la posibilidad hipotética de que con la sanción a un artista como Bonil se pretenda legitimar actividades culturales financiadas conforme a la Ley de Cultura.  

Este tema se ha discutido en la primera edición de #LaTertulia del 2017, para entender las perspectivas culturales en el Ecuador de este año. (I)

Escuche el programa completo: 

Publicidad