Ecuador. lunes 25 de septiembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Jeff Koons instala una bailarina gigante en el Rockefeller Center

Vista de la escultura del artista Jeff Koons titulada 'Bailarina sentada' de 45 metros de altura situada en el centro Rockefeller de Nueva York, Estados Unidos hoy 12 de mayo de 2017. EFE/Justin Lane

Nueva York, (EFE).- En el mismo emplazamiento que cada año ocupa el famoso árbol de navidad del Rockefeller Center, en Nueva York, el artista Jeff Koons inauguró hoy un gigantesco globo con la forma de una bailarina sentada que podrá verse hasta el próximo 2 de junio.


Publicidad

Los brillos metalizados, y los casi catorce metros de altura de la pieza, titulada “Bailarina Sentada”, acaparan las miradas de la multitud de transeúntes que pasean frente al Rockefeller Center.

Con la figura de la bailarina sentada colocándose una zapatilla, Jeff Koons vuelve a situar, por tercera vez, una obra de grandes dimensiones en uno de los lugares más transitados de Nueva York.

Durante la inauguración, Koons aseguró que en la bailarina convergen “un sentido de optimismo y fortaleza interna”, según dijo al diario New York Post.

El hinchable pertenece a la serie “Antigüedad” y se inspira en una pieza de porcelana de principios de siglo encontrada en una fabrica rusa, a la que el artista ha dedicado con anterioridad varias piezas en distintos formatos.

El material escogido para esta instalación gigante es el nailon, fibra que le proporciona el efecto luminoso de un espejo.

El artista reconoció que le enamoró “la suavidad de la superficie y pensó que sería divertido trasladarlo a un inflable a gran escala”.

La obra, que el artista tardó siete meses en completar, ha estado comisionada por la firma de cosméticos Kiehl’s y el fondo Art Production Fund, cuyo objetivo es despertar la conciencia social durante el “Mes de los Niños Desaparecidos” que se celebra en mayo.

Como muchos otros neoyorquinos, Nicole Livingson se acercó hoy hasta el Rockefeller para ver en primera persona la obra. “Me encanta y me gustaría jugar como una niña debajo de su pierna”, dijo a Efe.

Paul, un australiano que lleva en Nueva York veinte años, leyó lo que acababa de publicar en una red social junto a la foto de la obra: “Prefiero mucho antes esto que su vergonzosa colaboración comercial para Louis Vuitton”. EFE

ahg/ag/nrp

Vista de la escultura del artista Jeff Koons titulada ‘Bailarina sentada’ de 45 metros de altura situada en el centro Rockefeller de Nueva York, Estados Unidos hoy 12 de mayo de 2017. EFE/Justin Lane