Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Mundial Sub 17: El anfitrión también está en cuartos

Con dos goles originados en jugadas de balón parado, México le ganó ajustadamente a Panamá por 2-0 y se clasificó para disputar los cuartos de final de la Copa Mundial Sub-17 de la FIFA 2011. Su rival en esa instancia será Francia, que venció a Costa de Marfil por 3-2. El partido se jugó en el Estadio Hidalgo de Pachuca el jueves 30 de junio.


Publicidad

Cuando en el amanecer del encuentro Carlos Fierro desvió al gol el tiro de esquina cerrado de Julio Gómez (2’, 1-0), nadie imaginó lo complicado que le resultaría al anfitrión asegurarse un lugar entre los ocho mejores del torneo. La razón es simple: Panamá salió a jugarle a México sin complejos, disputándole el balón en cada rincón del campo de juego, a punto tal de robarle la posesión del mismo durante un buen lapso del primer tiempo.

Su osadía, sin embargo, no se correspondió con la profundidad de sus ataques, y apenas si generó peligro genuino sobre el arco de Richard Sánchez. El guardameta mexicano, no obstante, debió esforzarse para desviar por sobre el horizontal un buen remate de Alfredo Stephens al minuto 35’.

Recuperó la memoria
México empezó a amigarse con el balón tras aquel sofocón, y cerca estuvo de marcar el segundo tanto sobre el cierre de la etapa, pero Gómez marró el arco rival por poco y tanto Fierro como Arturo González no acertaron sendos cabezazos a la portería.

La mejora del Tri se hizo sustancial en el segundo tiempo, sobre todo luego de la entrada de Marco Bueno, quien rápidamente puso en apuros a Iván Picart, aunque este evitó el gol a puro reflejo. El arquero fue mero testigo de un posterior remate de Gómez, aunque volvió a lucirse para negarle a Fierro su segundo tanto del día. El 9, sin embargo, estrelló un cabezazo en el horizontal un rato más tarde.

A esta altura, Panamá aguantaba como podía y, gracias a la ambición de México, todavía podía soñar con un contragolpe para alcanzar la igualdad. Sin embargo, Bueno apareció para peinar un nuevo balón parado para darle la merecida tranquilidad a los suyos, quienes ya piensan en Francia, su obstáculo para llegar a semifinales (89’, 2-0).

Fuente: FIFA