Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

El Cansacio castiga a Walter Ayoví

Disputar dos torneos y aparte los llamados a la selección de su país han generado un desgaste mayor para Walter Ayoví, quien a petición de Vucetich dejó la titularidad para darle descanso y utilizarlo minutos para ir recuperándolo al cien.


Publicidad

Así definió el volante ecuatoriano, quien por azares del destino volvería al once inicial debido a la lesión de César Delgado, ya que el estratega echaría mano de él para enfrentar al Querétaro.

“Estuvo hablando conmigo antes de que pasará lo que está pasando, me dijo que traía muchos partidos, la rotación iba a ver, uno como jugador lo toma de esa manera, trabajar nada más queda y siempre apoyar al compañero que está en esa posición.

“No se si será mi mejor nivel o mi peor nivel, lo que se es que uno siempre trata de tener las ganas necesarias de jugar y para jugar siempre estar en el equipo titular, a lo mejor no se ha dado como uno requiere”, señaló Ayoví.

El ecuatoriano aseguró que la carga de partidos y viajes cansa a los jugadores, pero que buscan recuperarse de la mejor forma, por lo que Vucetich es quien decide si está en condiciones de jugar los partidos que pretende.

“Pues yo creo que todo afecta por los partidos, por los viajes a lo mejor uno llega a tener a recuperarse como uno quiere.

“La verdad son decisiones que las tiene que tomar el entrenador, yo como jugador trato de hacer mi trabajo, uno siempre trata de hacer lo mejor, se presenta el estado de cansancio, los partidos acumulados, en estos momentos a lo mejor no son excusas, la decisión es que todos estamos para respetarla y seguir trabajando”, afirmó.

Ayoví carga con la responsabilidad que la selección de Ecuador le tiene al nombrarlo como capitán del cuadro rumbo a la Eliminatorias al Mundial de Brasil 2014, por lo que también pasa por lo psicológico, ya que la presión de estar a nivel para ser convocado también juega un papel con el Monterrey, si no juega al ritmo que se le conoce no se le voltearía a ver.