Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Clausurado el estadio Monumental de Lima tras la muerte de un hincha

El estadio Monumental, sede del club Universitario de Deportes, fue clausurado hoy por la municipalidad limeña de Ate-Vitarte hasta que concluyan las investigaciones por la muerte de un hincha durante el ‘clásico’ del fútbol peruano disputado el sábado.


Publicidad

El alcalde de Ate-Vitarte, Oscar Benavides, se presentó en el estadio para verificar la clausura temporal y confirmó que el club no contaba con licencia de funcionamiento para ese local en la capital peruana.

Sin embargo, Benavides deslindó la responsabilidad del municipio en la realización de partidos de fútbol en ese establecimiento, que además de no tener licencia tenía una millonaria deuda por la falta del pago de arbitrios.

El pasado sábado, durante el partido por el torneo local entre Universitario y Alianza Lima, un grupo de seguidores de la U ingresó en los palcos que ocupaban hinchas de Alianza para agredirlos y, en medio de la bronca, fue lanzado el aficionado de 23 años Walter Oyarce al vacío, y murió al caer desde una altura de diez metros, aproximadamente.

Los directivos de Universitario han respondido que no tienen control sobre lo que sucede en los palcos del Monumental, porque son propiedad privada y que cada dueño es responsable de lo que suceda en ellos.

Asimismo, los dirigentes del fútbol local han descartado que el torneo se suspenda a pesar de los violentos incidentes ocurridos el sábado último.

La policía había dispuesto a 2.000 agentes para brindar seguridad, pero el operativo fue insuficiente en la zona de los palcos, donde las cámaras de televisión registraron el ingreso de grupos rompiendo puertas y armados con botellas rotas.

En tal sentido, el presidente de la comisión de Educación del Congreso, Renán Espinoza, pidió a la fiscalía que denuncie penalmente a los sospechosos de haber lanzado al hincha y causado su muerte, los cuales han sido identificados hoy por la prensa.

La violenta muerte ocurrida el sábado devolvió a la opinión pública el debate sobre los problemas que generan las barras del fútbol en la ciudad.

Hace dos años, una joven de 25 años fue lanzada desde una camioneta en marcha por hinchas violentos, minutos antes del inicio de otro clásico del fútbol peruano, lo que llevó a la decisión de empadronar a los hinchas, pero sólo se registró a unos 15.000 seguidores.