Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

DT del Rubín Kazán presentó renuncia por desacuerdo con dirigencia

Esta mañana la prensa rusa informa que el entrenador ruso Kurbán Berdíev, técnico del Rubín Kazán, presentó hoy su dimisión debido a las discrepancias con la directiva del club ruso, con el que conquistó la liga en 2008 y 2009.


Publicidad

Una de las principales razones a la renuncia del entrenador, sería la venta del mediocampista ecuatoriano Cristhian Noboa, quien las últimas temporadas había sido líder del cuadro tártato. Berdíev que ha dirigido al club tártaro durante las últimas once temporadas será estudiada hoy por la directiva, según informan las agencias rusas.

Las discrepancias comenzaron con la llegada en octubre de un nuevo presidente al Rubín, Dmitri Samarenkin, quien nada más asumir el cargo advirtió que la continuidad del antes intocable Berdíev dependía de los resultados.

Berdíev se queja de la falta de refuerzos del equipo, mientras los tres primeros clasificados, Zenit, CSKA y Dinamo han fichado varios jugadores contrastados con vistas a la reanudación de la liga en marzo.

Por si fuera poco, uno de los pilares del equipo, el ecuatoriano Christian Noboa, que militó durante las últimas cinco temporadas en el Rubín, fue traspasado la pasada semana al Dinamo Moscú.

Con vistas a la eliminatoria de la Liga Europa ante el Olympiakos, Berdíev no podrá contar con el brasileño Carlos Eduardo, que sigue enfrascado en una interminable racha de lesiones, mientras el paraguayo Nelson Valdez es duda.

El Rubín, que en los últimos meses ha intentado cambiar su ultradefensivo estilo de juego por otro más atractivo, es actualmente quinto clasificado en la liga a 10 puntos del líder, el Zenit.

Berdíev, que se hizo famoso por su costumbre de encomendarse a Alá y sentarse en el banquillo deslizando sus dedos por las cuentas de un rosario musulmán, es uno de los pocos entrenadores que ha logrado poner contra las cuerdas en varios partidos al Barcelona, campeón del mundo y de Europa.

Bajo su mando, el Rubín conquistó el mismísimo Camp Nou en octubre de 2009 (1-2), victoria en la Liga de Campeones que dio la vuelta al mundo y que corroboró con un empate sin goles dos semanas después ante Messi y compañía.

Un año después volvió a frenar al equipo entrenado por su admirado Guardiola (1-1) en un encuentro disputado en Rusia.