Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Las lágrimas de Diego Milito (video)

La noche era ya bastante fría en Milán. Al aficionado interista no parecía importarle en exceso el regreso de la Europa League al Giuseppe Meazza y apenas unos pocos miles de seguidores ocuparon el primer anillo del estadio milanés. El Cluj venía de la Champions League, pero su nombre y su corta historia europea no despertaban el interés en la zona ‘nerazzurra’ de la capital lombarda. Los pocos que asistieron a la ida de los dieciseisavos de final esperaban un partido relativamente plácido para su ‘squadra’, y así fue, pero ninguno se fue realmente contento a casa. A los seis minutos de encuentro, todos empezaron a negar con la cabeza, suplicando que no fuera grave.


Publicidad

Habían visto cómo Diego Milito se doblaba de mala forma la rodilla izquierda y caía al suelo con gestos evidentes de dolor. Antonio Cassano, cerca de la jugada, se llevaba las manos a la ‘testa’, conmocionado. Stramaccioni no se lo podía creer. Milito gritaba, se retorcía y golpeaba con rabia el césped maldito con el puño. El ‘Príncipe’ era ya consciente de que se perdía lo que restaba de temporada y quién sabe cuánto más. Pocas pruebas hicieron falta sobre el campo para avisar a la camilla y sacar al argentino hacia el túnel de vestuarios, mientras Rodrigo Palacio calentaba para entrar y resolver el partido con dos golazos. El ‘Príncipe’ lloraba desconsolado.

Milito había vuelto a la competición el pasado fin de semana en el encuentro que jugó el Inter en casa contra el Chievo Verona. Se había perdido el último mes por otra lesión en la rodilla, menos significativa, pero lo suficientemente grave para mantenerlo fuera de juego. A sus casi 34 años (los cumplirá en junio), el desgaste de una carrera de sacrificio y esfuerzo empieza a asomar. Aun así, regresó como titular y marcó el tercero de su equipo, el que certificaba la victoria interista. Stramaccioni quería que siguiera cogiendo el ritmo y lo volvió a poner de inicio contra el Cluj, la mala suerte de un apoyo fortuito del pie hizo que tan sólo pudiera jugar seis minutos.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=oagHrBFUcp0[/youtube]