Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Neumáticos serán factor clave en el GP de Australia

MELBOURNE, Australia (AP) — Temperaturas bajas pronosticadas para este fin de semana en Melbourne durante el Gran Premio de Australia de Fórmula Uno han dejado a los equipos nerviosos sobre el comportamiento de los nuevos neumáticos Pirelli y el riesgo de que pudieran tornar la carrera e n una lotería.


Publicidad

Todos los equipos pasaron trabajos para ajustarse a los nuevos neumáticos de rápida degradación durante las pruebas de pretemporada, pero Pirelli aseguró que eso se debió a las condiciones frías en Europa y que los neumáticos se comportarían mejor en el calor australiano.

En aquel momento, Melbourne pasaba por una ola de calor récord, pero eso se acabó el miércoles y los pronósticos para el sábado y el domingo indicaban lluvia y temperaturas más frías.

El piloto de McLaren Jenson Button estaba entre os que expresaron preocupación sobre el comportamiento de los neumáticos el fin de semana, pese a su merecida reputación de cuidar sus neumáticos mejor que la mayoría de los pilotos y el hecho de que él ha ganado tres de las últimas cuatro carreras en el circuito callejero Albert Park.

“No pienso que este año ningún equipo conoce o entiende el orden competitivo”, dijo Button. “ha sido un invierno realmente difícil de descifrar: variaciones en el uso de combustible y la degradación de los neumáticos significan que es muy difícil predecir”.

El jefe de F1 para Pirelli, Paul Hembery, predijo una estrategia de entre dos y tres paradas en los pits para el domingo, pero eso tenía en cuenta condiciones más cálidas. El nuevo pronóstico meteorológico pudiera cambiar esos cálculos drásticamente.

Otro piloto que estaba monitoreando el comportamiento de los neumáticos muy de cerca es Lewis Hamilton, de Mercedes.

“Con grandes cambios en los neumáticos de nuevo este año, simplemente no sabemos qué va a suceder en la carrera”, dijo Hamilton. “Me encanta el circuito. Tiene una superficie realmente accidentada, que pone a prueba a los pilotos”.

“Tuvimos un coche bueno, confiable, en las pruebas invernales, así que es algo positivo que traemos al fin de semana, pero sabemos en cuanto al rendimiento, donde comienza de nuevo de cero en las prácticas del viernes”.