Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Parma deberá comenzar desde cero

Foto de archivo. El jugador del Parma, José Mauri, segundo desde la derecha, festeja un gol contra la Juventus en la Serie A, el sábado 11 de abril de 2015, en Parma. (AP Photo/Serena Campanini, Ansa).

PARMA, Italia (AP) — El Parma, el club italiano que debió declararse en bancarrota, deberá disputar la próxima temporada con un nuevo nombre en la cuarta división tras vencer el plazo para conseguir un comprador.


Publicidad

Las esperanzas de Parma de evitar el descenso a una división amateur se esfumaron cuando Mike Piazza, un retirado astro del béisbol estadounidense, se retiró de las negociaciones poco antes que venciera el plazo.

“En las próximas horas, los administradores se reunirán con el comité de acreedores y el juez Pietro Rogato para determinar los pasos seguir en el proceso de bancarrota“, informó Parma en un comunicado.

En marzo, Parma se declaró en quiebra al acumular deudas que superaban los 200 millones de euros (220 millones de dólares). El club fue vendido dos veces durante el último curso y debió recibir ayuda económica de la administración de la liga y la federación nacional para poder completar la temporada luego que dos de sus partidos fueron pospuestos.

Parma, que perdió nueve puntos la pasada temporada por sus problemas económicos, terminó en el último puesto de la Serie A y quedó condenado al descenso. El club confiaba en poder registrarse para la segunda división.

Dos interesados entablaron conversaciones para comprar al club. Pero el consorcio encabezado por el empresario local, Giuseppe Corrado, dueño de una cadena de cines en el país, declinó el domingo y luego lo hizo Piazza.

Se trata del punto final de la caída en desgracia de un club que llegó a ser uno de los más fuertes en la década de los 90, contando con jugadores de la talla Gianluigi Buffon, Hernán Crespo, Faustino Asprilla, Fabio Cannavaro y Lilian Thuram.

Parma conquistó tres títulos europeos en los 90 — dos Copas UEFA y una Recopa— y quedó segundo en la Serie A en 1997.

El club puede consolarse en lo sucedido con Fiorentina y Napoli, clubes que también descendieron tras situaciones de quiebra, pero que rápidamente regresaron a la primera división y recuperaron sus viejos nombres. (D)