Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Chile, con Vidal y Sánchez en duda, recibe a Brasil

SANTIAGO, Chile (AP) — Con sus referentes Arturo Vidal y Alexis Sánchez en duda por lesiones, Chile pone en marcha sus eliminatorias mundialistas el jueves ante un Brasil que no contará con su estrella Neymar.


Publicidad

La selección chilena encara la baja segura del volante Charles Aránguiz, una de las figuras del plantel que conquistó la Copa América en julio y quien se recupera de una rotura de tendón de Aquiles.

El técnico de Chile, Jorge Sampaoli, dijo el miércoles que Vidal y Sánchez llegaron a la concentración con dolencias luego de sus últimos partidos con sus clubes europeos, Bayern Munich y Arsenal, respectivamente.

Vidal “tuvo un examen que indica una lesión que puede ser manejable, con una inflamación que ha ido cediendo. Estas horas van a ser vitales. Lo mismo que Alexis, está en el mismo riesgo. Ninguno de los dos pueden estar confirmados”, indicó Sampaoli.

Señaló que Vidal se resintió de la rodilla derecha, la misma que se operó en mayo de 2014, mientras que Sánchez abandonó el duelo ante Manchester United, en el que anotó dos goles, con una leve contractura en la ingle.

Aunque dejó la puerta abierta para que juegue Sánchez, Sampaoli dijo que hay menos probabilidades de contar con Vidal.

“Hoy lo veo muy lejano al partido, por lo menos al primer partido. Me hace pensar que está más cerca de no estar a que juegue”, enfatizó el timonel.

Brasil, por su parte, no contará con Neymar, que está inhabilitado para las dos primeras fechas de la eliminatoria tras su sanción durante la pasada Copa América. El delantero concluirá su castigo en el segundo partido ante Venezuela.

Sampaoli opinó que “la ausencia de Neymar es importante, pero jugadores como Douglas Costa y Hulk son muy importantes. Dunga sacó un porcentaje arriba del 85 por ciento, ha perdido sólo un partido”.

Al pisar suelo chileno, el técnico brasileño Dunga afirmó que “Chile es favorito por jugar en su casa”, aunque horas después agregó que “nosotros superamos la eliminatorias de 2010 con tres fechas de antelación. Y contamos con material para hacer lo mismo. Hay que tener confianza”.

Brasil perdió sólo una vez en Chile ante la Roja, 3-0 en 2000.

Sampaoli dijo que Brasil “sigue siendo la mayor potencia del mundo, a pesar de las críticas, estamos enfrentando a jugadores de elite. Arrancar contra Argentina o Brasil es mucho más riesgoso”.

Brasil siempre ha sido un rival difícil para Chile, aunque los pentacampeones no pasan por un buen momento luego de su eliminación en los cuartos de final de la Copa América.

Dunga convocó de urgencia al delantero Ricardo Oliveira, 35 años, para suplir al lesionado Roberto Firmino.

En Chile se observa una selección más madura, dispuesta a empezar una nueva era y dar vuelta la página a la primera corona en Copa América, cuando en julio superó por penales en la final a Argentina.

“Arrancamos un proceso nuevo, ya pasó Copa América. No por ganar la Copa América vamos a meter cinco goles. Siempre hay cosas por corregir, debemos aspirar a más”, dijo el capitán y portero Claudio Bravo, que apenas ahora se recupera de una lesión que lo mantuvo inactivo durante varias semanas con su club Barcelona.

“Me encuentro físicamente mejor que nunca. Me han tocado entrenamientos muy duros por la lesión”, dijo Bravo, quien agregó que “ahora arrancamos unas clasificatorias con mucha más experiencia y mejor juego que antes”.

Brasil recibe a Venezuela y Chile visita a Perú en la segunda fecha.

El partido se disputará desde las 20.30 (2330 GMT) en el Estadio Nacional de Santiago. (D).