Ecuador. Sábado 3 de diciembre de 2016
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Griezmann falla un penal, pero impulsa victoria del Atlético

VALENCIA, 02/10/2016.- El delantero francés del Atlético de Madrid Antoine Griezmann, celebra su gol conseguido frente al Valencia, el del 0-1, durante el partido de la séptima jornada de la Liga Santander, disputado esta mañana en el estadio de Mestalla. EFE/Juan Carlos Cárdenas

BARCELONA, España (AP) — Antoine Griezman falló un penal por segunda vez en cuatro días, el primero de los dos que paró Diego Alves el domingo, pero se rehízo del error y anotó el gol abridor del triunfo del Atlético de Madrid, 2-0 en cancha del Valencia, que dejó al cuadro colchonero como líder transitorio de la liga española por la séptima fecha.

Publicidad

La victoria le valió al equipo dirigido por el argentino Diego Simeone para alcanzar la cima de la clasificación con 15 puntos, uno más que Sevilla y Real Madrid, que recibe en la tarde al Eibar; y dos de ventaja respecto al cuarto clasificado Barcelona, que cierra la jornada en cancha del Celta de Vigo.

Alves paró dos penales por el Valencia, el primero de ellos a Griezmann, pero no logró evitar la derrota “ché” a manos del ariete francés, que marcó a los 63 minutos y se colocó de paso como máximo cañonero del campeonato con seis dianas.

Griezmann, que el miércoles también malgastó una pena máxima en la victoria por 1-0 sobre el Bayern Munich por la Liga de Campeones, incluso tuvo tiempo de forzar otro penal, pero Alves también frustró entonces a Gabi Fernández para mejorar su estadística a 19 atajadas desde los 11 metros en el histórico de la liga española.

El Valencia, que el lunes iniciará etapa con Cesare Prandelli como nuevo entrenador, permitió un segundo tanto de Kevin Gameiro en los descuentos para certificar su quinta derrota del campeonato, y clasifica momentáneamente 16to con seis puntos.

“Hemos hecho un gran partido tras uno también muy difícil contra el Bayern”, valoró Gameiro, mientras que Alves se mostró disconforme con el desenlace.

“No me valen las paradas, cuando perdemos me da igual”, dijo el arquero. “El cansancio nos pasó factura al final, pero peleamos en el campo. Creemos que Prandelli va a hacer un gran trabajo”.

Los cruces Espanyol-Villarreal y Málaga-Athletic de Bilbao completan la parrilla dominical.

Sin el uruguayo Diego Godín en la zaga pero bien armado en el centro del campo con Fernández, Jorge Resurreción “Koke” y Saúl Ñiguez, el Atlético controló el partido en el estadio Mestalla, amenazando siempre con Griezmann en las proximidades del área del Valencia, que apenas creó peligro ante Jan Oblak antes del descanso.

Ñiguez ejecutó el primer remate del choque a manos de Alves tras un arranque de Griezmann, que provocó también una gran parada del arquero con un zapatazo desde fuera del área.

Los locales respondían a empujones, con poca clarividencia en el manejo de la pelota, y vieron además como el argentino Angel Correa se cobraba un penal por el Atlético, al caer en el área tras ligero contacto con Nani.

Encomendada a Alves, la hinchada valenciana acabó celebrando una nueva parada del arquero brasileño a mano cambiada ante el tiro alzado de Griezmann, reincidente en el fallo.

De inmediato pudo agraviar la herida Rodrigo Moreno, peo Oblak atajó el derechazo del ariete “ché”, y la primera mitad acabó en tablas y mejoradas sensaciones para los locales.

Entró Santi Mina para alimentar la esperanza, pero Lucas Hernández impidió el remate limpio del goleador, y el Atlético a su vez ingresó a Fernando Torres y Yannick Carrasco, buscando los espacios que, por momentos, desatendía el Valencia en su retaguardia.

Simeone dio en la tecla con los cambios, que originaron el gol ganador cuando Carrasco conectó con Torres y el disparo de este lo despejó Alves hacia Gameiro, generoso en la asistencia para el voraz Griezmann, de zurdazo duro a la red.

Inspirado, el francés forzó un nuevo penal tras acción individual de Gameiro y despeje de Alves, pero el arquero repitió parada desde los 11 metros, pese al relevo de Fernández en el lanzamiento, raso y escorado.

Tuvo la igualada Eliaquim Mangala en el tramo final, pero cabeceó a manos de Oblak y el Atlético puso la guinda a su invicto con el segundo tanto, obra de Gameiro al contragolpe. (D).

Publicidad