Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Europa demanda a Argentina ante la Organización Mundial de Comercio

BRUSELAS (AP) — La Unión Europea interpuso el viernes una demanda contra Argentina en la Organización Mundial de Comercio, alegando que el país sudamericano pone obstáculos a las importaciones para proteger a la industria nacional.


Publicidad

La UE, el mayor bloque comercial del mundo, dijo que las recientes medidas adoptadas por Argentina para expropiar la participación de la empresa española Repsol en YPF es una muestra de que empeora el clima mercantil del país.

El comisionado de Comercio de la UE Karel De Gucht dijo que la situación en Argentina “claramente está empeorando” de mes a mes, por lo que no le quedó otro recurso que “desafiar el régimen proteccionista importador de Argentina”.

La UE sostiene que Argentina exige la aprobación previa de todas las importaciones, retrasándolas sistemáticamente y ha impuesto normas que niegan o limitan las cantidades importadas.

“Las restricciones importadoras de Argentina violan las normas internacionales de comercio y deben ser abolidas. Estas medidas están causando daños auténticos”, dijo De Gucht a los periodistas.

El Departamento de Comercio de la UE indicó que las restricciones argentinas afectaron el año pasado las exportaciones por valor de unos 500 millones de euros (628 millones de dólares) y esa cifra crece este año a gran velocidad. En total, las exportaciones de la UE a la Argentina sumaron el año pasado 8.300 millones de euros (10.400 millones de dólares).

Conforme a las normas de la OMC, la UE y Argentina establecerán primero consultas para zanjar sus diferencias. De no llegar a un acuerdo, el bloque de 27 naciones puede exigir que la OMC se pronuncie sobre la legalidad de las medidas argentinas. Al concluir ese largo proceso, la OMC podría imponer multas potencialmente ruinosas al país sudamericano.

Además, la UE dijo que siguen atentamente el caso de Repsol.

La semana pasada Repsol demandó a la Argentina por la confiscación de su participación mayoritaria en YPF. Repsol y la firma inversionista Texas Yale Capital Corp. exigieron que Argentina formule una oferta por la participación de Repsol en YPF. Ambas desean ser compensadas por el dinero perdido cuando las acciones de YPF y Repsol se desplomaron tras ser anunciada el mes pasado la expropiación.

La víspera, el canciller argentino Héctor Timerman se había quejado de la política comercial europea al afirmar que los países desarrollados aplican excesivas medidas proteccionistas, mientras que “los países en desarrollo están siendo sujetos a presiones injustificadas para que revisen las legítimas políticas comerciales implementadas, respetando sus obligaciones multilaterales”, dijo la cancillería en un comunicado.

“La complejidad del sistema arancelario” de la UE “se traduce en tarifas de 151% para la manteca, del 126% para la carne bovina, del 117% para el ajo y del 96% para el queso, entre otros”, dijo Timerman sobre los aranceles aplicados a los productos argentinos durante la Reunión Anual del Consejo Ministerial de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) celebrada en París.

Además dijo que “los limones argentinos y la carne refrigerada no han sido capaces de entrar al mercado de los Estados Unidos desde hace años” y que “los productores argentinos de arroz enfrentan un arancel del 450% para entrar en el mercado japonés”.

“Los que acabo de mencionar son sólo algunos ejemplos de los profundos desequilibrios del actual sistema de comercio multilateral, que ha cristalizado lo que puede llamarse un ‘proteccionismo legal’ en algunos países que se niegan a desmantelar sus medidas tradicionales”, dijo el canciller.

Además mencionó el grave efecto que producen los subsidios altamente distorsivos para el comercio mundial aplicados por Estados Unidos y la UE. El país norteamericano aprobó una ley que otorga subsidios agrícolas por 300.000 millones de dólares en 5 años, mientras que la Unión Europea dedica 72.000 millones de euros por año a la protección del sector agrícola, indicó el comunicado de la cancillería.

Ese ministerio también informó que Timerman se entrevistó el jueves con el director de la OMC, Pascal Lamy, en el marco de la reunión de la OCDE. El canciller manifestó “la preocupación argentina por el curso del actual proceso que tiene lugar en esa organización, en el que existe un serio riesgo de que se abandonen los objetivos de desarrollo concebidos en el lanzamiento de la Ronda Doha en 2001”. Ello puede redundar en el mantenimiento de un desequilibrio en el comercio internacional, en beneficio del mundo desarrollado, agregó.

Argentina, junto con otros 11 países, criticó también el jueves a Estados Unidos en la OMC, en Ginebra, “por el incumplimiento de fallos del Órgano de Solución de Diferencias. En esta oportunidad, la protesta surge por la dilación excesiva en el cumplimiento” por parte de ese país de un fallo favorable a Cuba, informó la cancillería, que no dio más detalles.

“Argentina destacó en su intervención que el 75% de los fallos incumplidos en los últimos 24 meses corresponden a Estados Unidos poniendo de manifiesto la inconsistencia de sus denuncias con la conducta de este país a la hora de implementar las normas de la OMC”, señaló un comunicado de la cancillería.

El gobierno afirmó en marzo que Argentina importó en 2011 un 30,8% más que en 2010 al salir al paso de las críticas sobre las supuestas trabas que aplica el país a las compras al exterior.