Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Panamá enfrenta crisis energética por sequía

PANAMA (AP) — Los panameños podrían sufrir racionamientos en el servicio de electricidad si se prolonga la crisis energética causada por el retraso de la actual temporada lluviosa, que a su vez golpea los productores agrícolas y de ganadero en el interior del país.


Publicidad

La subgerente de la Empresa de Transmisión Eléctrica, Marianela Herrera, dijo el martes a The Associated Press que los niveles de los embalses que alimentan las principales plantas hidroeléctricas siguen bajos porque no llueve, y que algunas medidas de ahorro de energía impulsadas desde el lunes por el gobierno no parecen suficientes.

“La situación no ha mejorado. El nivel (bajo) de los lagos se mantiene”, aseguró, en alusión a los embalses de las plantas hidroeléctricas de Fortuna y Changuinola en las provincias de Chiriquí y Bocas del Toro, en el occidente panameño, respectivamente. También hay preocupación por el impacto que tenga la escasez de lluvias en el lago Bayano, otra represa importante situada al este de la provincia de Panamá.

Panamá tiene una fuerte dependencia de las hidroeléctricas, que generan el 60% de la energía que consume este país de 3,4 millones de habitantes y que atraviesa un fuerte desarrollo en infraestructura vial e inmobiliario. El resto de la energía lo producen las plantas térmicas a base de combustibles.

El gobierno del presidente Ricardo Martinelli dispuso desde el lunes un nuevo horario de trabajo en las oficinas públicas a fin de que abran y cierren más temprano, aunque esa medida fue insuficiente y el martes anunció la suspensión de las clases en escuelas y universidades públicas y privadas por tres días, en un esfuerzo por racionar energía.

La Autoridad de los Servicios Públicos limitó, asimismo, el uso de iluminación en letreros y publicidad comercial nocturna.

La demanda de electricidad en el país alcanza los 1.400 megawatts al día, pero en los últimos meses se llegó a superar ese nivel. Con las medidas de ahorro la demanda se redujo el lunes en 1.355 megas, aunque Herrera dijo que no es suficiente.

“Si siguen las condiciones (climáticas) como están y seguimos con este consumo, vamos a tener que llegar a los racionamientos”, advirtió la funcionaria. “Para la crisis que hay, nos falta más” medidas de ahorro, agregó.

A la falta de lluvia se sumó otro problema el fin de semana, al dañarse en los últimos días dos plantas térmicas en la provincia norteña de Colón que sacó del mercado 100 megas, dijo el martes el secretario de Energía, Vicente Prescott.

El presidente del Consejo Nacional de la Empresa Privada, Gabriel Diez, dijo que han pedido a los empresarios que utilicen en lo posible sus plantas para generar electricidad a base de combustible. Esta medida podría liberar unos 200 megas, estimó. “Es importante que entiendan la gravedad del asunto”, agregó.

La sequía también ha retrasado las siembras y causado la muerte de cientos de reses en varias provincias del interior, según informes de productores de esa región.

De acuerdo con las autoridades de hidrometeorología, la falta de lluvia ha sido una de las más pronunciadas en los últimos años y es producto del cambio climático en Centroamérica, que ocasiona la falta de lluvias y eleva las temperaturas.