Ecuador. lunes 18 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

EEUU: Navidad llena de incertidumbre para comercio

NUEVA YORK (AP) — Luego del cierre parcial del gobierno, ¿Washington será el Grinch que se robe la Navidad?


Publicidad

Después de semanas de discusiones entre el Congreso y la Casa Blanca, el presidente Barack Obama promulgó el miércoles una ley que acabó con 16 días de parálisis parcial en el gobierno y suspendió el límite de endeudamiento del país hasta comienzos del próximo año.

Pero la medida, que llega sólo unas semanas antes de la temporada de compras de fin de año, evita sólo temporalmente un potencial cese de pagos de la deuda de Estados Unidos que podría enviar al país a una recesión.

Los minoristas esperan que la incertidumbre de largo plazo no haga que los estadounidenses dejen de gastar en el periodo de compras más importante del año, pero temen que así sucederá.

“No estoy nervioso, pero soy consciente”, dijo Jay Stein, presidente de Stein Mart, una cadena de 300 tiendas que vende artículos para el hogar y ropa. “El mayor enemigo de la confianza del consumidor es la incertidumbre”.

Analistas de consumo y minoristas opinan que la parálisis en Washington ya provocó que los consumidores limitaran sus compras.

El número de personas que acudió a las tiendas a nivel nacional bajó 7,5% en la semana que concluyó el 5 de octubre y 7,1% en la semana que siguió, comparado con hace un año, de acuerdo con ShopperTrak, que mide el tráfico de personas en 40.000 tiendas minoristas en todo el país.

La cadena de tiendas de ropa Jos. A. Bank Clothiers y la mueblera Ethan Allen dijeron que los clientes bajaron en las últimas semanas. Y la venta de autos, que había estado fuerte, bajó la semana pasada. Los expertos culpan a los legisladores en Washington.

Incluso antes de la parálisis política, el sector minorista tenía razones para ser cautelosamente optimista sobre la temporada de fin de año, que representa 40% de los ingresos anuales de la industria. Aunque los mercados laborales y de vivienda están mejorando, eso no se ha traducido en sustanciales incrementos al gasto entre los compradores.

La Federación Nacional de Minoristas, el grupo del sector más grande del país, pronosticó a comienzos de octubre que las ventas subirían 3,9% en noviembre y diciembre a 602.120 millones de dólares, mayor a la ganancia de 3,5% del año pasado. Pero el cálculo no tomaba en cuenta el prolongado cierre del gobierno.

_____