Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Fernández advierte al Citibank que debe pagar a los bonistas

Foto: media.idahostatesman.com

BUENOS AIRES (AP) — La presidenta Cristina Fernández afirmó el viernes que el Citibank debe cumplir la ley argentina y pagar los vencimientos de bonos de la deuda reestructurada a pesar de que la entidad no desea hacerlo más a causa del litigio que el país sudamericano mantiene con fondos de inversión en la justicia estadounidense.


Publicidad

“En Argentina se cumple con la ley de los argentinos, sea quien sea… mientras estén en Argentina cumplen con la ley de los argentinos”, aseveró Fernández en un acto oficial celebrado en la sureña provincia de Santa Cruz. La mandataria no mencionó expresamente a Citibank.

El gobierno “va a defender y a custodiar los derechos de esos bonistas, de esos titulares de bonos que creyeron en los argentinos en 2005 y 2010”, dijo la mandataria sobre las dos reestructuraciones de deuda aceptadas por más de 93% de los acreedores en cese de pagos en 2001.

Agregó que el gobierno “va a hacer” que los bancos “cumplan con la legislación argentina, porque así es en todos los países del mundo”.

Citibank informó el martes que había tomado la decisión de no continuar como agente de pago de esos bonos por estar “sujeto a un conflicto legal internacional sin precedentes”.

La entidad le ordenó a su filial argentina “desarrollar y ejecutar un plan para salir de su negocio de custodia (de títulos) en Argentina lo antes posible”. No obstante, aclaró que esa decisión no tiene relación con otras operaciones bancarias de la filial en el país.

En un fallo la semana pasada, el juez federal de Nueva York Thomas Griesa prohibió a la filial argentina de Citibank cumplir el 31 de marzo los pagos de vencimiento de deuda por 15 millones de dólares en el marco de la disputa legal que el país mantiene con fondos de inversión que no adhirieron a los canjes de 2005 y 2010.

El magistrado alegó que si Argentina paga intereses a otros acreedores que canjearon sus bonos por otros que valían menos de una tercera parte del valor original, entonces también debe pagar los casi 1.500 millones de dólares que le debe a fondos de cobertura de Estados Unidos.

Citibank apeló la medida de Griesa ante una corte y solicitó la suspensión provisoria del fallo.

En principio, el plan para dejar la custodia de títulos de deuda le permite al Citibank eludir la amenaza del gobierno argentino de quitarle la licencia para operar en el país si no cumple con los pagos del 31 de marzo. El banco cuenta con 70 sucursales y más de 2.800 empleados en Argentina.