Ecuador. Jueves 27 de Julio de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Bolivia sube hasta un 40 % aranceles de importación para bebidas alcohólicas

Evo Morales, presidente de Bolivia. Foto de Archivo, La República.

La Paz, (EFE).- El gobierno de Bolivia aprobó con un decreto el aumento de hasta un 40 % de los aranceles para la importación de bebidas alcohólicas con el propósito de proteger su mercado y su industria, informaron hoy medios locales.


Publicidad

La norma, que fue aprobada el 27 de enero, establece que el nuevo arancel se aplicará a la cerveza de malta, el vino espumoso, vermú y vinos de uvas frescas preparados con plantas de sustancias aromáticas, indicó el diario Página Siete.

También se incluyó a las bebidas fermentadas y licores, además del aguardiente de vino o de orujo de uvas, el coñac, el pisco, el whisky, ron, la ginebra, el vodka, el tequila, entre otros.

Los aranceles previos eran variables entre el 10 y el 20 %.

El Gobierno además estableció que el ministerio de Desarrollo Rural emitirá las autorizaciones previas para las importaciones.

Según el matutino, el director de la Asociación Nacional de Industriales Vitivinícolas, Franz Molina, destacó en particular la duplicación del arancel para la importación de vinos, que antes era de 20 %.

“Esta medida solucionará un hueco grande que nos hacían las bebidas importadas y va a fomentar la industria nacional”, dijo el dirigente de los productores de vino, actividad que se realiza en la región sureña de Tarija, fronteriza con Argentina.

El empresario destacó que con la medida se puede frenar el ingreso de bebidas desde Argentina y Brasil al mercado boliviano.

El presidente boliviano, Evo Morales, firmó el decreto tras haber emitido a principios de mes una ley que declara patrimonio nacional los vinos de altura y el aguardiente nacional de uvas singani.

En Tarija se producen los vinos y singanis de vides sembradas en una superficie total de 3.500 hectáreas a una altitud de casi 1.800 metros sobre el nivel del mar. EFE

(I)