Ecuador. Lunes 24 de Abril de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Reunión entre Trump y Xi, ensombrecida por hechos en Siria

El presidente Donald Trump y el líder chino Xi Jinping se saludan durante una cena en Mar-a-Lago, Palm Beach, Florida, el 6 de abril del 2017. (AP Photo/Alex Brandon)

PALM BEACH, Florida, EE.UU. (AP) — El presidente Donald Trump declaró el viernes que ha desarrollado una relación “extraordinaria” con el líder chino Xi Jinping, luego de una reunión entre ambos mandatarios que parecía ensombrecida por el reciente ataque misilístico estadounidense contra Siria.

Publicidad

En una breve comparecencia ante reporteros, Trump dijo que él y Xi lograron “gran progreso” y “muchos problemas que potencialmente serían muy malos quedarán eliminados”.

El mandatario estadounidense no dio detalles del progreso que mencionó, ni dijo a qué problemas se refería. Pero se anticipa que los diálogos en la mansión de Trump en Florida se concentrarán en las relaciones comerciales entre los dos países, y en maneras en que China podría ayudar a limitar el programa nuclear de Corea del Norte. En el pasado Trump ha lanzado fuertes críticas contra China, acusándola de no hacer lo suficiente en esos temas.

Xi dijo que las delegaciones cubrieron temas importantes y que establecieron buenas relaciones de trabajo y personales. Expresó que cree que Estados Unidos y China pueden seguir afianzando la relación, señalando que es la responsabilidad histórica de ambas naciones trabajar para la paz y la estabilidad.

Aun así el tema de Siria parecía ensombrecer el encuentro.

La cena a la que los dos asistieron concluyó poco antes de que Estados Unidos anunciara el lanzamiento de misiles contra una base aérea en Siria, en represalia contra el ataque con armas químicas lanzado por las fuerzas sirias contra civiles.

Antes de la cena entre los dos mandatarios el jueves a la noche, a la que fueron acompañados por sus esposas, Trump dijo que él y Xi tuvieron largas discusiones. “Hemos entablado una amistad”, agregó.

Luego bromeó: “No he conseguido nada, absolutamente nada”. Sin embargo, Xi sí consiguió algo. La prensa estatal china reportó la noche del jueves que Trump había aceptado una invitación de Xi para visitar China este año. La agencia oficial de noticias Xinhua reportó que Trump viajará a China “en una próxima fecha” en 2017, pero no dio detalles.

La Casa Blanca pidió no tener demasiadas expectativas en torno a la reunión, insistiendo en que el encuentro de apenas 24 horas servía solo para que los dos gobernantes se conozcan. Dentro de la administración Trump persisten las discrepancias sobre cómo lidiar con China en temas como el comercio y la amenaza nuclear norcoreana.

___