Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

La Ley cantará en Quito con la mira puesta en nuevo disco

Quito, 11 abr (EFE).- El grupo chileno La Ley ofrecerá mañana un concierto en la capital ecuatoriana, una de las paradas de su gira tras reencontrarse luego de un “receso” de nueve años, y con la mirada puesta en la posibilidad de producir un nuevo disco.


Publicidad

Beto Cuevas (voz), Mauricio Clavería (batería) y Pedro Frugone (guitarra) llegaron a Quito desde EE.UU., México y Chile, respectivamente, para ofrecer un repertorio de sus canciones tradicionales y una inédita.

Hace un tiempo, con una llamada telefónica Cuevas y Clavería, desde Los Ángeles y México, propusieron a Frugone, que vive en Chile, un reencuentro sobre los escenarios, lo que se concretó en febrero pasado en el Festival de Viña del Mar, donde comenzó una nueva etapa del grupo, que define planes a mediano plazo.

Cuevas dijo que vuelven con “más experiencia de vida” y un “entusiasmo renovado”, algo de lo que no tenían suficiente en 2005 y que los motivó a anunciar el receso.

“Tenemos un entusiasmo de tocar similar al que teníamos cuando empezamos, eso es algo muy lindo de tener en este época porque, a veces, uno como que se acostumbra cuando entra en una rutina”, indicó Cuevas al señalar que se sienten “extremadamente felices en el escenario”.

Con una nueva canción en el repertorio, que le canta al amor y al desamor, Cuevas recordó que durante su carrera, el grupo le ha cantado, entre otros, a la vida y a la muerte, esta última no como un punto final sino como una transición “a algo desconocido pero que sigue”.

Apuntó que han tenido discos en los que han sido “un poquito más críticos hacia sistemas, de repente políticos, aunque no hemos sido particularmente un grupo muy político”, aclara presuroso.

“Sentimos que la política, de alguna forma, como que separa a la gente y nosotros lo que queremos es que la gente sea feliz”, subrayó.

Sobre el nombre de la agrupación, dijo que se trata de un “genérico que puede generar muchas cosas en la mente de la gente”, pero reconoció que tratándose de un grupo chileno, “muchas personas pensaron que, a lo mejor, tenía algo que ver con dejos de la dictadura, pero no somos un grupo cuya temática haya sido meramente política”, recalcó.

“Es simplemente un buen nombre que genera como mucha presencia”, comentó Cuevas en entrevista con Efe al asegurar que son un grupo “con una marca muy definida” que los “ha identificado”.

Considera que la música ha evolucionado y hay nuevas generaciones de músicos que se han influenciado de cosas del pasado en Latinoamérica, región donde aseguran que hay “propuestas interesantes” con grupos que se valen de nuevas tecnologías para darse a conocer.

Los planes están claros para La Ley, este y el próximo año, con giras de conciertos, pero Frugone adelantó a Efe que quieren empezar a trabajar en un nuevo disco, “seguir pasándola bien”.

Aseguran que su grupo “no es plano” pues todos tienen distintas personalidades con un guitarrista dedicado los últimos años a vivir en la playa y un vocalista “más inquieto”, con proyectos propios como solista los últimos nueve años, involucrado en la elaboración de guiones y practicando la pintura y el dibujo.

A ellos se suma un batería envuelto en proyectos con grupos musicales en México y padre de familia.

“Fue bueno extrañarse y volverse a ver”, puntualizó Cuevas de La Ley, una banda de rock formada a finales de la década de 1980. EFE