Ecuador. jueves 23 de noviembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Patti Smith da emotivo concierto en México

Patti Smith, música y escritora estadounidense.

CIUDAD DE MEXICO (AP) — Patti Smith usa camisetas blancas para sus conciertos, pero por tratarse de México hizo una excepción el sábado con una camiseta roja inspirada en los murales de Diego Rivera.


Publicidad

“Un color venía una y otra vez a mí a través de las pinturas de Diego”, dijo Smith, quien esta semana visitó la capital mexicana y el sábado ofreció un concierto en la Casa del Lago en el bosque de Chapultepec. “Y un pequeño poema surgió en mi cabeza, así que lo escribí mientras iba caminando”, agregó antes de leer su nueva creación titulada “Red Song”.

Smith también recordó que en una visita anterior a la Ciudad de México se sintió mal del estómago en el Museo Casa Azul, la antigua residencia de Frida Kahlo y Rivera. En el museo le permitieron recostarse en la cama de Diego y desde ahí pudo ver unas mariposas que le había regalado el escultor japonés Isamu Nuguchi a Kahlo. Entonces compuso una canción, de la cual no recordaba la letra en el concierto.

“Se llama “Noguchi’s Butterflies”, dijo antes de finalmente entonarla.

Así como la camiseta que llevaba puesta, Smith hizo múltiples guiños al país, mientras que los más de 2.000 asistentes al concierto gratuito le correspondieron entonando a todo pulmón sus éxitos “Dancing Barefoot” y “Because The Night”. Otras de las canciones del recital fueron “Wing”, “Ghost Dance” y “Grateful”.

Dedicó la canción de la banda de rock U2 “Mothers of The Disappeared” a las madres y padres de los 43 estudiantes desaparecidos de la escuela normal rural de Ayotzinapa en el estado sureño de Guerrero.

“Los recordamos, siempre recordaremos a los estudiantes y siempre recordaremos a toda la gente que desaparece de pronto por fuerzas terribles”, dijo Smith, quien estuvo acompañada por el guitarrista Lenny Kaye, miembro original de su banda. “No podemos regresarlos pero podemos mantenerlos en nuestros corazones”.

Los estudiantes siguen desaparecidos desde el 26 de septiembre de 2014, cuando fueron secuestrados por policías que los entregaron al crimen organizado en Guerrero.

El concierto fue el cierre de una semana de actividades organizadas por la Galería Kurimanzutto para Smith, en las que la cantautora y poeta rindió homenaje al fallecido escritor chileno Roberto Bolaño, autor de “Los Detectives Salvajes” y “2666”, quien vivió en su juventud en México.

Smith visitó el Café La Habana, en el que Bolaño era cliente frecuente, y el sábado pidió al escritor mexicano Juan Villoro que leyera una traducción de su poema “Hecatombe”, dedicado a Bolaño. La razón de que el concierto se realizara en la Casa del Lago, un centro cultural universitario, fue que ahí Bolaño tomó talleres literarios en la década de 1970.

Smith comenzó y terminó su concierto con su canción “People Have the Power” (“La gente tiene el poder”). Al inicio la declamó y al final dijo: “Nuestra respuesta a Donald Trump es dedicar la próxima canción al pueblo de México”, antes de entonar la pieza que entre otras cosas dice: “Creo que todo lo que soñamos puede suceder. Unidos podemos cambiar el mundo”. En la semana Smith develó una valla publicitaria en la colonia Condesa donde viene esa frase de la canción.

La integrante de la realeza del rock, quien comenzó su carrera con el movimiento punk de la década de 1970, se presentó en diciembre del año pasado en la ceremonia del premio Nobel de Literatura en representación de Bob Dylan. Leyó un fragmento de su libro “Just Kids” (“Éramos unos niños”), en homenaje al fotógrafo Robert Mapplethorpe, a propósito de sus años de juventud y los 70, “nuestra década”.

Dedicó también palabras especiales para su ex novio, el actor y dramaturgo estadounidense Sam Shepard, fallecido el 27 de julio.

“Les tengo que decir lo mucho que Sam amaba México; era uno de nuestros sueños subirnos en un coche y venir a explorar México juntos. Nunca lo hicimos pero, Sam, estoy en México ahora”, dijo antes de dedicarle una canción.

Hacia el final del concierto señaló: “Perdí a un gran amigo, pero estar aquí me hace sentir mucha alegría; gracias por ayudarme a recuperar mi alegría”. (I)

The Associated Press