Ecuador. jueves 14 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Ha muerto Peter O’Toole, el astro de Lawrence de Arabia

LONDRES (AP) — Peter O’Toole, el carismático actor que alcanzó el estrellato instantáneo por su papel como Lawrence de Arabia y fue nominado ocho veces a un premio Oscar, ha muerto. Tenía 81 años.

LONDRES (AP) — Peter O’Toole, el carismático actor que alcanzó el estrellato instantáneo por su papel como Lawrence de Arabia y fue nominado ocho veces a un premio Oscar, ha muerto. Tenía 81 años.


Publicidad

O’Toole falleció el sábado en un hospital tras una larga enfermedad, anunció Steve Kenis en una breve declaración.

La familia se siente emocionada “por la efusiva demostración de cariño verdadero y afecto que le han expresado a él, y a nosotros, durante un momento de tanta infelicidad… En su debido momento habrá un homenaje colmado de canciones y buen humor, tal como él hubiera deseado”, destacó la hija de O’Toole, Kate, en una declaración.

Su primera nominación al Oscar fue en 1962 por “Lawrence de Arabia”, y la última por “Venus” en 2006. Con eso estableció el récord de más nominaciones sin ganar jamás ninguna, aunque sí recibió un Oscar honorario en 2003.

Un impenitente reformado, O’Toole padeció por mucho tiempo de una mala salud. Siempre delgado, no quedaba nada de su sombra en los últimos años, su famoso rostro apuesto se había deteriorado por años de excesos con la bebida.

Pero nada disminuyó su llamativa apariencia y candor.

“Si no puedes hacer algo con voluntad y alegría, entonces no lo hagas”, dijo el actor en una oportunidad. “Si dejas de beber, no vayas a quejarte por ahí, regresa a la botella. Sigue tu propio dictado”.

El actor comenzó su carrera como uno de los talentos jóvenes más cautivantes en los escenarios británicos. Su “Hamlet” de 1955, en la compañía teatral Bristol Old Vic, fue aclamado por la crítica.

O’Toole llegó al estrellato internacional con “Lawrence de Arabia” de David Lean, en el papel de un mítico soldado y académico de la Primera Guerra Mundial que encabezó la rebelión árabe contra los turcos.

Su papel de gran sensibilidad en el complejo papel de Lawrence le mereció a O’Toole su primera nominación al Oscar.

O’Toole era un hombre alto y muy apuesto, y la imagen con sus brillantes ojos azules que destacaban en su atuendo árabe bajo el lente de Lean, que captó una fotografía espectacular del desierto, fue inolvidable.

En la película “Becket” de 1964, O’Toole interpretó el papel del rey Enrique II con Richard Burton como Thomas Becket, y volvió a ser nominado al Oscar. Burton compartía con O’Toole el gusto por la bebida y sus juergas hicieron titulares en los diarios.

O’Toole volvió a actuar en el papel de Enrique en 1968 en “El león en invierno” con Katharine Hepburn, que le mereció su tercera nominación al Oscar.

Siguieron sus otras cuatro nominaciones: en 1968 por “Adiós, Mr. Chips”; en 1971 por “La clase dirigente”; en 1980 por “Profesión: el especialista”; y en 1982 con “Mi año favorito”. Y pasaron unos 25 años hasta que fuera nominado por octava y última vez, con “Venus”.

Seamus Peter O’Toole nació el 2 de agosto del 1932, hijo del corredor de apuestas irlandés Patrick “Spats” O’Toole y su esposa Constance. Aún queda la interrogante de si Peter nació en Connemara, Irlanda, o en Leeds, en el norte de Inglaterra, donde creció.

Después de incursionar en el periodismo en el diario Yorkshire Evening Post y de cumplir el servicio militar en la marina, el joven O’Toole se presentó a una audición en la Real Academia de Arte Dramático y ganó una beca.

De ahí pasó a la compañía teatral Bristol Old Vic y pronto ascendió al estrellato, impulsado por su éxito inicial en 1959 en el Teatro de la Corte Real de Londres, en la obra “The Long and The Short and The Tall”.

La famosa imagen de O’Toole como rebelde revoltoso se mantuvo durante décadas, aunque dejó de beber en 1975 después de graves problemas de salud y una cirugía de relevancia.

Sin embargo, no dejó de fumar los cigarrillos sin filtro Gauloises siempre con una boquilla de ébano.

Un mes antes de cumplir 80 años en el 2012, O’Toole anunció su retiro de una carrera que según dijo había sido su realización tanto emocional como financieramente, que lo había llevado “a encontrar gente amable, buena compañía con quienes he compartido lo inevitable para todos los actores: fracasos y éxitos”.

O’Toole se divorció de la actriz galesa Sian Phillips en 1979 después de 19 años de matrimonio. La pareja tuvo dos hijas, Kate y Pat.

Tuvo un hijo, Lorcan, en 1983 en una breve relación con la modelo estadounidense Karen Somerville. Eso significó un cambio en el estilo de vida de O’Toole.

Después de una larga batalla para obtener la patria potestad del niño, un juez estadounidense falló que Somerville debería tener a su hijo durante las vacaciones escolares y O’Toole lo tendría durante el año escolar.

“El buque pirata atracó”, declaró con felicidad de asumir sus responsabilidades de padre. Aprendió a entrenar cricket a los niños de escuela y, cuando tenía que actuar, sus horarios fueron adaptados a fin de que pudiera pasar las noches en casa con su hijo.

__

El periodista de AP Raphael Satter contribuyó a este despacho.