Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Las fotos personales del rey de Marruecos arrasan en Facebook

Las fotos personales del rey Mohamed VI de Marruecos en sus viajes al extranjero arrasan en una página de Facebook que muestra imágenes del monarca en situaciones mucho más espontáneas que en las de los habituales actos oficiales.


Publicidad

Mohamed VI en Francia, Senegal, Costa de Marfil o Emiratos Árabes. Ninguna de las fotos del rey en estos viajes se le escapan a Soufiane ElBahri, de 23 años, natural de Salé (ciudad vecina de Rabat), y administrador de una página en la red social que cuenta con 1,2 millones de seguidores y más 1,7 millones de amigos en su perfil privado.


La página se llama simplemente “El rey de Marruecos Mohammed 6“, y fue creada por ElBahri en 2008 “como un regalo al rey, que Dios le asista”, y según contó a un diario local (pues se negó a dar una entrevista a Efe) su pasión por el monarca nació a edad muy temprana porque ya desde niño “cada vez que veía su imagen abrazaba la pantalla del televisor”.

El rey ataviado con un gorro, gafas de sol, camiseta y vaqueros, o chaleco y camisa a cuadros o de colores, o con camisa fuera del pantalón; esta imagen distendida dista mucho del traje de chaqueta y corbata o de la tradicional chilaba y fez rojo con la que suele aparecer Mohamed VI en los actos públicos en Marruecos.

Un monarca todavía príncipe junto a sus compañeros de escuela, peregrinando en la Meca, esquiando, tocando la guitarra, jugando al billar o disfrutando de su deporte preferido, el esquí acuático, son solo algunas de las fotos recopiladas por ElBahri en varios álbumes que recorren la vida del rey desde su infancia hasta la actualidad.

Túnez, finales de mayo o principios de junio. Mohamed VI, de visita en el país, se acerca a un grupo de marroquíes que lo descubren y le piden una foto. El rey posa con ellos y, tras el primer disparo, sonriente, les pregunta “¿os ha gustado, o volvemos a posar?”, según aparece en la página de ElBahri.

Puede parecer trivial, pero la anécdota, inaudita, ilustra la espontaneidad del rey fuera de su corte, y ha merecido 33.357 “me gusta” en la página.

La pregunta es: ¿Cómo consigue ElBahri las fotos?.

En una entrevista en marzo concedida al diario local Ajbar al Yaum este joven de ojos azules comentaba que las imágenes del rey junto a ciudadanos en diferentes partes del mundo se las suministran las mismas personas que aparecen en las imágenes.

Otro asunto es cuando agrega a la página las fotos en las que Mohamed VI está solo. Para obtenerlas, cuenta, acude a “fuentes diversas”, y cuando el periodista le pregunta a qué se refiere, ElBahri responde: “Es un secreto”.

Sea como fuere, la página de este estudiante de Derecho causa furor en la red social y, citando sus propias palabras recogidas por la prensa, “miles de personas han descubierto a través de la página otra faceta del rey fuera de los protocolos (…) Un rey espontáneo y modesto”.

Una imagen de espontaneidad y modestia que los medios públicos tiene prohibido mostrar, como ha quedado claro esta semana cuando la televisión pública 2M tuvo que pedir disculpas tras recibir una llamada de atención por parte del Ministerio de Protocolo Real después de mostrar unas imágenes personales del rey en un inocente paseo en la medina de Túnez.

En un país con una tasa de analfabetismo en torno al 30 %, la televisión es el principal medio de información de los marroquíes y los informativos recogen sin excepción y en un rígido formato, un recuento lineal de las actividades del monarca. El semanario TelQuel contó en su pasada edición que 32 de 37 minutos de un informativo habían sido dedicados a la agenda del rey.

Por el contrario, internet es un medio más vinculado a los jóvenes y en Marruecos existe, hasta el momento, una mayor tolerancia a la hora de hacer circular la información, de la que muchas veces se nutren los medios de comunicación privados que ya han utilizado en varias ocasiones las fotos del rey que circulan por la red.

En un aparente fruto de esta tolerancia con la red, la página de ElBahri no solo recoge álbumes de fotos excepcionales del monarca, sino que los acompaña de mensajes políticos inequívocos.

Así, da cabida a las manifestaciones de jóvenes promonárquicos en las que se levantan carteles contra el movimiento contestatario marroquí 20 de Febrero, que nació en 2011 al calor de las protestas en otros países árabes.

Entre estos jóvenes promonárquicos se distingue al mismo ElBahri con gafas de sol, ondeando una bandera de Marruecos. En otra ocasión aparece, como si de una misión oficial se tratara, visitando a las víctimas de un atentado terrorista.

No quiere publicidad, rechaza entrevistas y tampoco desea beneficios económicos por su trabajo y sin embargo ElBahri ya se ha convertido en un icono por su pasión monárquica, tanto que un semanario lo ha bautizado como “un adicto a Mohamed VI”. EFE