Ecuador. Sábado 19 de Agosto de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Muere Boutros Boutros-Ghali

Boutros Boutros-Ghali, quien entonces era viceministro de relaciones exteriores de Egipto, habla ante la Asamblea general de las Naciones Unidas tras asumir el cargo de secretario general del organismo mundial. Foto tomada el 31 de diciembre de 1991. (AP Photo/Marty Lederhandler, File)

EL CAIRO, Egipto (AP) — Boutros Boutros-Ghali, un experimentado diplomático egipcio que ayudó a negociar el histórico acuerdo de paz entre su país e Israel pero se peleó con Estados Unidos durante su único periodo como secretario general de Naciones Unidas, falleció el martes. Tenía 93 años.


Publicidad

Boutros-Ghali, descendiente de una prominente familia cristiana egipcia, fue el primer secretario general de la ONU proveniente de un país africano. Asumió el cargo en 1992 cuando ocurrían grandes cambios en el mundo: recién había colapsado la Unión Soviética, la Guerra Fría había llegado a su fin y se cernía un mundo unipolar dominado por Estados Unidos.

Los cinco años de Boutros-Ghali al timón de la ONU siguen generando controversia. Procuró la independencia de la ONU, en particular de Estados Unidos, en momentos en que el organismo mundial era cada vez más solicitado para que interviniera con fuerzas de paz en diversas crisis, pero con recursos limitados.

Algunos lo culpan de los errores que impidieron los genocidios en África y los Balcanes así como de no haber encausado correctamente la reforma emprendida en el organismo mundial.

Después de años de fricciones con el gobierno del presidente Bill Clinton, Washington impidió su reelección en 1996, con lo que se convirtió en el único secretario general de la ONU que cumplió un solo periodo. Fue reemplazado por Kofi Annan, originario de Ghana.

Durante una sesión efectuada el martes en el Consejo de Seguridad de la ONU, los 15 miembros sostuvieron un minuto de silencio ante la noticia de que el exsecretario general había fallecido en un hospital en la capital egipcia. Había sido hospitalizado tras fracturarse la cadera, reportó el jueves el diario Al-Ahram.

“Es indeleble la impronta que él dejó en la organización”, dijo el secretario general Ban Ki-moon. Señaló que Boutros-Ghali “aportó experiencia formidable y fuerza intelectual a la tarea de dirigir a Naciones Unidas durante uno de los periodos más tumultuosos en la historia de la organización”, agregó.

Ban destacó el histórico informe de 1992 de Boutros-Ghali “Una agenda para la paz”, una propuesta en la que se indicaba de qué manera Naciones Unidas podía responder ante conflictos y cómo prevenirlos. Muchas de sus propuestas continúan vigentes en Naciones Unidas.

En su discurso de despedida ante el organismo mundial, Boutros-Ghali dijo que había creído, cuando asumió el puesto, que era el momento de que la ONU tuviera un protagonismo efectivo en un mundo que ya no estaba dividido en bandos de la Guerra Fría.

“Sin embargo, los años intermedios de esta media década fueron profundamente turbulentos”, agregó. “Cundió la desilusión”, expresó.

En una entrevista con The Associated Press en 2005, Boutros-Ghali admitió que el genocidio en Ruanda en 1994 —en el que medio millón de tutsis y hutus moderados fueron asesinados en 100 días— “fue mi peor fracaso como secretario general”.

Sin embargo, responsabilizó a Estados Unidos, Gran Bretaña, Francia y Bélgica de impedir la acción por imponer condiciones imposibles para aprobar una intervención. El entonces presidente estadounidense Bill Clinton y otros gobernantes mundiales se oponían a la adopción de medidas para reforzar al contingente de las fuerzas de paz de la ONU en ese pequeño país africano o para intervenir y detener las masacres.

“El concepto de las fuerzas de paz fue puesto de cabeza y lo agravó la considerable brecha entre los mandatos y los recursos”, declaró Boutros-Ghali a la AP.

La guerra en Bosnia por su parte acarreó el mismo coctel de temas contenciosos: fuerzas de paz de la ONU, intervención de las potencias mundiales y límites, y la necesidad de proteger a los civiles de las atrocidades.

Boutros-Ghali nació el 14 de noviembre de 1922. Estudió en El Cairo y en París, y se convirtió en un académico, especializado en derecho internacional.

En 1977, el entonces presidente egipcio Anuar Sadat lo nombró ministro de estado sin portafolio, poco antes de lanzar la iniciativa de paz con Israel.

Estaba casado con Lea, una egipcia de religión judía. No tuvieron hijos.

___

Contribuyeron a este despacho los corresponsales de The Associated Press, Maram Mazen, en El Cairo, así como Edith M. Lederer y Cara Anna, en Naciones Unidas.

Ruanda, 1994.

Ruanda, 1994.

Bosnia, genocidio.

Bosnia, genocidio.