Ecuador. miércoles 20 de septiembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Documental de CNN sigue el final de la presidencia de Obama

El presidente Barack Obama en la Casa Blanca 12 de enero del 2017. Congresistas demócratas y activistas han pedido a Obama que emita un indulto para inmigrantes que se encuentran legalmente en el país pero que cometieron delitos menores en el pasado. (Foto AP/Susan Walsh)

NUEVA YORK (AP) — Menos de 48 horas antes de que el presidente Barack Obama deje su cargo, CNN transmitirá un homenaje íntimo narrado a través de jornadas laborales y relatos de funcionarios clave de la Casa Blanca.


Publicidad

Pero independientemente de su valor, este documental de dos horas que se transmitirá el miércoles a las 9 de la noche (0200 GMT) podría no tener mucho impacto.

Para aquellos que han estado en desacuerdo con las políticas de Obama y que incluso han cuestionado su ciudadanía durante los últimos ocho años, probablemente la película no logre a estas alturas provocar una reevaluación de su legado o carácter. Para otros, el filme sería un doloroso recordatorio más de lo que pronto acabará y de lo que pudo haber sido.

Presumiblemente sin intención de medir el nivel de desesperación de los simpatizantes de Obama, el programa cae en el tono elegíaco con su título: “The End: Inside the Last Days of the Obama White House” (“El fin: Dentro de los últimos días de la Casa Blanca de Obama”).

El documental, que abarca dos meses, termina apropiadamente con el discurso de despedida que Obama dio la semana pasada en Chicago.

Comienza el día de las elecciones, cuando la derrota de Hillary Clinton por Donald Trump es recibida en la Casa Blanca con dolor y conmoción.

Pero entonces vemos a Obama levantándole los ánimos a su personal atónito.

“Todo el mundo está triste cuando su bando pierde una elección”, dice el presidente. “Pero debemos recordar que todos estamos en el mismo equipo”.

El principal redactor de discursos Cody Keenan, una de las figuras seguidas a lo largo del documental, escribió las magnánimas observaciones del presidente. En su oficina sin ventanas en el sótano de la Casa Blanca, admite que esas palabras “obviamente no son las que quería estar escribiendo”.

Otro personaje recurrente, el secretario de prensa Josh Earnest, reúne a su equipo para preparar una conferencia de prensa mientras corren en busca de refugio ante los acontecimientos.

“Sólo no vean Twitter”, dice uno de sus compañeros escritores y todos ríen.

No se cita nada en particular de los tuits que Trump ha hecho parte de su rutina.

“Esa es una buena regla para la vida”, le responde Earnest.

Además de atar los muchos cabos sueltos de la presidencia de Obama, estas últimas semanas ajetreadas están dedicadas a organizar un traspaso eficiente y seguro a su sucesor.

“Nuestro trabajo es entregárselo en la mejor forma posible”, dice la asesora senior de Obama Valerie Jarrett. (Todos coinciden en que el equipo de transición del presidente George W. Bush sentó un ejemplo de cooperación y cortesía que la administración de Obama aspira igualar al partir).

Pero también tienen otras tareas menos importantes. Keenan y su equipo deben crear una colección de juegos de palabras para la octava ceremonia de perdón de pavos de Obama para el Día de Acción de Gracias (no puede esperarse que el presidente improvise).

Entonces, en un momento absurdo bien recibido, las afortunadas aves de corral — Tater y Tot — son vistas antes de la ceremonia en su lujosa estancia en Washington: una suite en el hotel Willard Intercontinental.

Con la cuenta regresiva de los días, los participantes del filme reflexionan sobre sus experiencias en términos agridulces.

Keenan recuerda el estado de crisis de la nación en 2009 cuando Obama asumió el puesto. Cuenta que muchos novatos en la Casa Blanca estuvieron alarmados.

“El presidente fue el que mantuvo la calma y nos dijo a todos, ‘Lean algo de FDR (cuyo gobierno enfrentó la Gran Depresión y la Segunda Guerra Mundial, entre otros desafíos). Vean lo que él le dijo a la gente cuando la situación era desoladora y muchos estaban asustados”’.

Al contar sus victorias, las personalidades en el documental notan con orgullo el plan de salud de Obama y recuerdan la riña que casi lo descarrila.

“Lo que aprendí”, dice Jarrett, “es cuán dispuesta está la gente en esta ciudad a poner sus intereses políticos de corto plazo por encima de lo que es bueno para el país”.

Por supuesto, mientras este documental se estrena, el presidente electo y otros opositores del plan de salud de Obama están preparándose para su vendetta.

No es de sorprender que algunos espectadores vean “The End” no tanto como un reconocimiento de la era de Obama como una anticipación del cambio tan temido, que comienza el viernes con la ceremonia de juramentación de Trump.

Para esos espectadores, “The End” significa el fin de la presidencia de Obama y de mucho más.

_____

En Internet: