Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Prueba de ADN de hijos de la dueña del Clarín da negativo.

Las muestras de ADN de Marcela y Felipe Noble, hijos adoptivos de la dueña de Clarín, el mayor grupo mediático de Argentina, no concuerdan con las de las dos familias que presentaron hace años una querella por considerar que podían ser sus nietos, hijos de desaparecidos durante la dictadura militar. En los próximos días, las muestras se cotejarán con las de otras familias de desaparecidos que también denunciaron el secuestro de sus nietos, hasta completar todos los casos que están documentados en el Banco Nacional de Datos Genéticos (BNDG). Con esa decisión, resaltaron los Noble Herrera, buscan “poner fin al acoso y la persecución” que ellos y su madre “vienen sufriendo desde hace diez años” y que se volvió más fuerte desde hace tres, con presiones y hostigamientos oficiales.


Publicidad

Los abogados de los Nole y los de las Abuelas, en la audiencia.

Los hermanos Noble Herrera aceptaron hace pocas semanas entregar muestras de sangre y saliva en dicho centro para intentar poner fin a una larga y penosa historia que les persigue desde que, en 2003, su madre adoptiva, Ernestina Noble, que ahora tiene 86 años, fue detenida durante unos pocos días y acusada de una eventual apropiación de hijos de desaparecidos, un delito extremadamente grave, fuertemente penado en la legislación argentina. El caso Noble está además inmerso en la dura batalla política que enfrenta al Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner y el grupo Clarín.

Los datos hechos públicos hoy indican que Marcela y Felipe, que tienen en la actualidad 35 años, no están relacionados genéticamente con las familias Lanoscou-Miranda y Gualdero-García, que, apoyadas por la asociación Abuelas de Plaza de Mayo, fueron las primeras en presentar la denuncia. La comparación se llevó a cabo, tal y como demandaban las Abuelas de Plaza de Mayo, en el BNDG y no en el centro forense de Buenos Aires donde los Noble entregaron muestras de ADN hace ya años, pero que no contaba con la confianza de las Abuelas de la Plaza de Mayo. El cotejo se ha realizado hoy en presencia de la juez que lleva el caso y de peritos de todas las partes.

Ernestina Noble ha asegurado siempre que sus hijos adoptados no le fueron entregados por militares miembros de la dictadura. Un resultado final negativo en el examen de ADN dejaría en mala posición a los kirchneristas, que convirtieron claramente el caso en un argumento político contra el grupo Clarín. Las Abuelas de Plaza de Mayo no se han pronunciado aún, pero la agencia estatal de noticias Telam, que inicialmente informó del suceso, lo ha borrado esta tarde su portal web.

Los secuestros

Ernestina Herrera de Noble y sus hijos adoptivos.

Hay 23 familias que todavía sospechan que los Noble son en realidad chicos secuestrados a sus parientes, según reporta un informe del portal perfil.com. Hasta ahora, los dos grupos familiares que más certezas disponían por fechas, cercanías geográficas y ciertos rasgos físicos, son Lanauscou-Miranda  (por Marcela) y García-Gualdero (por Felipe). Y los Noble ya aceptaron comparar su ADN con el de estas dos familias.

En el primer caso, la pequeña Matilde Lanuscou sobrevivió el 3 de setiembre de 1976 a un atentado militar en la casa familiar de San Isidro. Los militares informaron la muerte de la familia completa, pero mintieron para llevarse a la niña. Claro que este engaño se conoció recién en 1984, cuando se encontraron los restos de la familia como NN en un cementerio de San Isidro. En la fosa nunca estuvo el cuerpo de Matilde.

En el segundo caso, no hay nombre del nieto “perdido”, ya que María del Carmen Gualdero fue secuestrada en plena vía pública el 8 de junio de 1976 y habría dado a luz un niño a fines de ese mes ya dentro de una prisión ilegal. Ernesto García, el padre biológico, fue asesinado en 1975.

El resto de las familias anotadas como posibles parientes de los Noble son:Woodley, Mariani, Manrique, Jeger-Gonzalez, Patiño-Moavro, Orozco-Parodi, D’Ambra, Menna-Lanzillotto, Araldi-Oesterheld, Tapia Contardo-Chelpa, Jerez Bordereau-Huarte, Amarilla Benítez, Cena-La Spina, Fina-Carlucci, Urra-Ossola, Grandi-Cornou, Galizzi Baravalle, Gutiérrez-Acuña, Jurmussi-Lizarraga, Repetur-Carriquiriborde y Orzacoa-Gómez.