Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Nueva York a 46 grados, hay 24 muertos por ola de calor en Estados Unidos

Los afectados por la ola de calor extremo en Estados Unidos son ya 132 millones de personas, que se encuentran especialmente en zonas como los estados del centro y el este del país. Ayer Nueva York superó los 46 grados.


Publicidad

Así lo afirmó el Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos, según el cual las temperaturas pueden marcar récords históricos en numerosos puntos de esa amplia zona del país, que se sumarán “a los más de mil récords que ya se han marcado o igualado en lo que va del mes”.

Las temperaturas rondan en esa área los 40 grados celsius, pero debido a la fuerte humedad presente es posible que la sensación térmica supere los 46 grados en la Gran Manzana, anunciaron los meteorólogos, que esperan que la ola de calor se alargue hoy y empiece a bajar mañana.

“Los niveles de las temperaturas y la humedad son elevados. El calor será prolongado y las temperaturas permanecerán muy altas durante la noche, lo que no ofrecerá ningún respiro a una situación que es poco saludable” , señaló el director del
Servicio Meteorológico Nacional, Jack Hayes, en un comunicado.

Se calcula que unas 24 personas han muerto ya en todo el país como consecuencia de esta ola de calor, que ha hecho que las autoridades eleven a “rojo” el nivel de calidad del aire, lo que supone que la permanencia al aire libre es peligrosa, especialmente para personas de más edad, enfermos cardiacos, niños y pacientes con dificultades respiratorias.

Las autoridades de hasta 30 estados del país se encuentran en alerta ante una ola de calor que ya se ha extendido a casi la totalidad de la costa Este, con la llamativa excepción del estado de Florida. El corredor atlántico enfrenta sus días más calurosos, con temperaturas máximas y mínimas de récord a lo largo de una amplia zona comprendida entre los estados de Georgia y Maine y en la que se incluyen los estados de Massachusetts, Nueva York, Nueva Jersey, Pensilvania y también la capital, Washington, entre otros.

El Servicio Meteorológico Nacional alertó de los efectos que puede tener la ola de calor debido a su combinación con los niveles de contaminación en algunas de las ciudades más pobladas del país, como Nueva York, Filadelfia, Boston y Washington, y animó a los ciudadanos a cuidarse de los golpes de calor. Edison, la compañía eléctrica más importante en Nueva York, advirtió que existen riesgos de apagones en varias zonas si no se limita el uso de grandes electrodomésticos.

Los neoyorquinos se enfrentan además a un obstáculo más en su lucha contra el calor, debido a que un vertido de aguas negras en el río Hudson debido a que un fallo en una planta de tratamiento de residuos en el norte de Manhattan ha puesto en jaque a las playas de la ciudad ante la presencia de agua contaminada.