Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

SIP pide protección a usuarios de redes sociales ante crímenes en México

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) abogó el jueves por proteger las redes sociales “como genuinos medios de comunicación”, al condenar los asesinatos en México de dos jóvenes en aparente represalia por sus denuncias sobre narcotráfico a través de internet.


Publicidad

“Todos estamos conscientes”, dijo en un comunicado el presidente de la SIP, Gonzalo Marroquín, “de la importancia que las redes sociales tienen para la difusión del pensamiento y, como en este caso, para las denuncias y transmisión de datos, por lo que deben ser protegidas como genuinos medios de comunicación”.

Los cuerpos, semidesnudos y con huellas de tortura, fueron localizados el martes colgando de un puente en Nuevo Laredo, ciudad al noreste fronteriza con Estados Unidos.

Al lado de los cadáveres -de un hombre y una mujer de entre 25 y 28 años- se hallaron mensajes atribuidos al crimen organizado, que hacían alusión a redes sociales como Twitter, usadas por la comunidad para denunciar hechos violentos ligados al tráfico de drogas.

“Esto les va a pasar a todos”, señaló el mensaje firmado con la letra Z, constató la AFP .

En Nuevo Laredo actúa el cartel de los Zetas, ex militares de élite que hace dos décadas fueron reclutados como sicarios por el cartel de Golfo, con el que ahora libran una sangrienta pugna por el control de las rutas de la droga.

En esta localidad funcionan distintas redes sociales en las que los ciudadanos alertan de posibles balaceras o hechos violentos.

Es “necesario defender toda manifestación, opinión o expresión, así sea a través de los medios de comunicación tradicionales como de los nuevos medios tecnológicos; y esta defensa debe ser un compromiso que todos, sociedad y prensa, tenemos que asumir en conjunto”, dijo el titular de la SIP.

Desde diciembre de 2006, cuando el presidente Felipe Calderón lanzó un operativo antidrogas en el que participan más de 50 000 militares, más de 41 000 personas han muerto en hechos violentos ligados al tráfico de drogas, según cifras oficiales y recuentos de la prensa.