Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Cuatro muertos por represión post electoral en Nicaragua

Al menos cuatro personas han muerto y 46 policías han resultado heridos en las últimas 24 horas en varios actos de violencia en Nicaragua, según la agencia EFE, después de que el presidente Daniel Ortega fuera reelegido este domingo en unas elecciones que la oposición califica de “fraudulentas” y que han sido cuestionadas por los observadores internacionales.


Publicidad

La represión a las protestas no es oficial, sino que está ejercida por grupos organizados de partidarios. La tarde del martes, cientos de miembros de la Juventud Sandinista, rodearon a miembros del movimiento Nicaragua 2.0, en la avenida universitaria, en Managua, para lanzarles bolsas de aguas y piedras para impedir que se manifiesten. El diario La Prensa reporta que los agentes de la Policía que fueron testigo de las provocaciones no hicieron nada y solo estaban como espectadores.

En otras ciudades ocurre lo mismo. En Jinotepe, turbas sandinistas atacaron esta tarde a un grupo de simpatizantes del Partido Liberal Independiente (PLI) quienes realizaban huna reunión en el club social para organizarse a protestar en contra de lo que consideran unos comicios fraudulentos. Los liberales fueron atacados a punta de morteros y piedras, por lo que no pudieron salir del club social.

Fuego de morteros contra los manifestantes.

El vocero de la Policía, comisionado Fernando Borge, le dijo a AP que se está investigando lo sucedido para arrestar a los responsables. En otros incidentes, Borge dijo que un dirigente del FSLN murió en Siuna, una población de la Región Caribeña Autónoma a 250 kilómetros al nordeste de la capital, cuando policías chocaron con simpatizantes del PLI que mantenían bloqueada el martes una carretera. El enfrentamiento dejó además siete policías lesionados.

Entretanto, la preocupación internacional crece. Canadá dijo hoy que está “muy preocupada” por las irregularidades denunciadas por los observadores internacionales en las recientes elecciones nicaragüenses y afirmó que la Organización de Estados Americanos (OEA) está trabajando en “una respuesta continental” a esas preocupaciones.

La secretaria canadiense de Estado para América, Diane Ablonczy, dijo hoy a preguntas de Efe: “Estamos muy preocupados por la pauta de irregularidades electorales en Nicaragua. No sólo en estas elecciones, sino en previas”.

“Unas instituciones democráticas fuertes requieren una vigilancia continua y lamentaríamos mucho un retroceso en términos de elecciones libres y justas en cualquier país americano”, añadió Ablonczy durante una conferencia telefónica desde Washington.

El pasado domingo, el sandinista Daniel Ortega ganó las elecciones presidenciales en Nicaragua con un 62,66 % de los votos, frente al 31,13 % obtenido por su rival, el empresario Fabio Gadea.

El martes, la misión de observadores de la Unión Europea (UE) en Nicaragua afirmó que a las elecciones generales en este país les hicieron falta “transparencia y neutralidad”. En la capital estadounidense Ablonzcy se reunió en los dos últimos días con representantes de instituciones continentales, entre ellos el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza.

La secretaria canadiense de Estado para América dijo que Insulza “está muy involucrado en las preocupaciones en torno a las elecciones de Nicaragua. Él ha estado liderando una serie de discusiones para dar una respuesta”.

Ablonczy añadió: “Respaldamos totalmente al secretario general en sus reuniones con los países miembros sobre cómo responder y en que (la OEA) juegue un papel positivo en contrarrestar cualquier erosión a la libertad electoral y la transparencia en un país de América”.

En este sentido Ablonczy indicó que están trabajando en colaboración con los socios americanos “en una respuesta continental de la OEA para animar y ayudar a que todos los países se comprometan con fuerza en elecciones libres y justas”.

“Y en ser muy directos cuando vemos la erosión de algunos de esos principios clave”, concluyó. EFE