Ecuador. domingo 17 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

“Día de la Ira” en Marruecos congrega a unos pocos miles de manifestantes

Rabat, 4 dic (EFE).- Ls jornada de protestas denominada “Día de la Ira”, convocada por el movimiento contestatario marroquí “20 de Febrero” para rechazar las elecciones legislativas celebradas el 25 de noviembre, congregaron hoy a unos pocos miles de manifestantes.


Publicidad

En Rabat y Casablanca salieron a la calle unas 500 y 4.000 personas, respectivamente, mientras que en Tánger (uno de los feudos del movimiento) hubo alrededor de 7.000 manifestantes, según un miembro de la Asociación Marroquí de Derechos Humanos (AMDH) en esta ciudad. Unas cifras bastante menores a las registradas en anteriores manifestaciones.

Los manifestantes protestaron contra las “elecciones falsas” y la “corrupción” en la segunda marcha que se convoca tras la victoria en los comicios del partido islamista Justicia y Desarrollo (PJD).

El gran ausente en estas protestas -que se desarrollaron de forma pacífica y con escasa presencia policial- fue el islamista Justicia y Caridad (ilegal pero tolerado), rival del PJD, y que siempre muestra su gran poder de convocatoria en las manifestaciones.

Justicia y Caridad se negó a integrarse en el proceso político marroquí y desde el principio se sumó al Movimiento 20 de Febrero, junto a otras formaciones izquierdistas, para rechazar la nueva Constitución aprobada el pasado 1 de julio y llamar al boicot de los comicios del 25 de noviembre.

Sin embargo, ninguna de las fuentes consultadas pudo explicar el motivo de su ausencia en las protestas de hoy.

Por su parte, Abdelilah Benkirán, líder del PJD y futuro primer ministro marroquí, pidió hace unos días a Justicia y Caridad que revise su postura, mientras que mostró su disposición a “dialogar” con los jóvenes del movimiento contestatario y subrayó que no ve ningún problema en que convoquen sus marchas en el marco del respeto de la ley. EFE