Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Egipto: Candidato de Hermanos Musulmanes pasa a segunda vuelta

Foto de Archivo La República

EL CAIRO (AP)Mohammed Morsi, candidato de la Hermandad Musulmana en Egipto, ganó este viernes un lugar para pasar a la segunda vuelta electoral para elegir presidente, según los resultados parciales de las primeras elecciones presidenciales genuinamente transparentes de Egipto. La otra posición estaba por decidirse entre un ex primer ministro y un izquierdista en la contienda para elegir al próximo líder del país.


Publicidad

La segunda vuelta electoral será el 16 y 17 de junio entre los dos candidatos que obtengan el mayor número de votos en las elecciones realizadas el miércoles y el jueves. El ganador será anunciado el 21 de junio.

Los egipcios votaron a fin de elegir a su primer presidente después del derrocamiento del régimen autoritario de Hosni Mubarak en una prolongada revuelta popular.

Despuntándose en segunda posición están el último primer ministro de Mubarak, Ahmed Shafiq y el izquierdista Hamdeen Sabahi, cuyo ascenso de último minuto ha sido una sorpresa como un nuevo elemento en una contienda que parecía se iba a definir entre islamistas y ex funcionarios del régimen.

En todo el país, los representantes del comité electoral abrieron las urnas de votos transparentes selladas con cintas de plástico con series numeradas para garantizar que no hubiera fraude de votos y comenzaron a trabajar en el conteo. Los votos de 18 de las 27 gobernaciones habían sido contados hasta media mañana del viernes.

Un vocero de la Hermandad dijo que su candidato, Morsi, encabezaba las encuestas de boca de urna realizadas por activistas de la propia agrupación. El vocero de Morsi, Murad Mohammed Ali, se negó a revelar los porcentajes.

“El pueblo egipcio siempre nos asombra”, dijo Ali. “Esto supera nuestras expectativas”.

Sabahi, un izquierdista, era casi un desconocido, pero empezó a avanzar en las encuestas durante la semana anterior a las elecciones al atraer los votos de quienes no quieren a un islamista ni a una figura del antiguo régimen.

La Hermandad espera que las elecciones presidenciales consoliden su ascenso político desde la caída de su viejo enemigo Mubarak, derribado el 11 de febrero de 2011 por una ola de protestas. La agrupación, que ganó poco menos de la mitad de los escaños en las elecciones parlamentarias del año pasado, se convirtió en el bloque político más grande.

Sin embargo, tuvo problemas en la campaña presidencial. Su primer candidato, Khairat el-Shater, fue descalificado por haber cumplido una condena judicial en tiempos de Mubarak. La segunda opción, Morsi, no tiene tanto carisma.