Ecuador. viernes 15 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Orden de prisión para el líder de la protesta minera en Sudáfrica

Las autoridades sudafricanas emitieron este viernes una orden de arresto contra Julius Malema, expresidente de la Liga Juvenil del gobernante Congreso Nacional Africano (CNA), y líder de las protestas mineras en el país, acusado de fraude y corrupción por adjudicaciones públicas irregulares.


Publicidad

La abogada de Malema, Nicqui Galaktiou, confirmó al diario local ‘City Press’ que se ha emitido una orden de arresto contra su cliente.

Galaktiou añadió que, en estos momentos, los asesores legales del expresidente de las juventudes del CNA están tratando de consensuar una fecha para la comparecencia de su representado en los juzgados.

Según ‘City Press’, el líder juvenil se enfrenta a cargos de blanqueo de dinero, corrupción y fraude, en relación con un fondo familiar y su participación en la compañía On-Point Engineering, que supuestamente se benefició de adjudicaciones públicas en su provincia natal, Limpopo, en el norte.

No obstante, la abogada precisó que aún se desconoce el contenido de la petición de arresto.

Malema fue expulsado del CNA y obligado a ceder la Presidencia de la Liga Juvenil del partido, la ANCYL, por cuestionar el liderazgo del presidente del país, Jacob Zuma, lo que ha llevado a sus abogados a sospechar motivaciones políticas en su detención.

El líder juvenil se autoproclamó líder de la revuelta que desde hace un mes y medio sacude el cinturón minero de Johannesburgo, y logró un amplio respaldo de los trabajadores al ser el primer político en visitar a los huelguistas de Marikana, tras la masacre de 34 obreros por disparos de la Policía el pasado 16 de agosto.

Marikana, a un centenar de kilómetros al noroeste de Johannesburgo, fue el escenario de una sangrienta huelga en la mina de platino de la compañía Lonmin, que se ha cobrado 46 vidas y finalizó el pasado martes tras seis semanas de protestas.

Desde entonces, Malema ha visitado al menos tres explotaciones de la comarca de Marikana y ha pedido convertir la minas en “ingobernables”.

El Gobierno de Sudáfrica y el CNA le han acusado de querer desestabilizar el país e incitar a la violencia a los mineros, un extremo por el que también podría ser encausado, aseguró hoy el sindicato Solidaridad, contrario a las protestas mineras, en un comunicado.

El Ministerio de Defensa puso en alerta sus acuartelamientos la semana pasada cuando el líder juvenil acudió a una instalación militar cercana a Johannesburgo para dirigirse a los soldados.

El pasado fin de semana, la Policía impidió a Malema acceder al estadio de Wonderkop (Marikana), donde los trabajadores de Lonmin se habían reunido para debatir sus próximos movimientos.

Defensor de la nacionalización de las minas y la expropiación de tierras sin compensación a los granjeros blancos sudafricanos, Malema es visto con recelo por la población descendiente de europeos, y se le conoce como el “Mugabe sudafricano”, en referencia al presidente de Zimbabue, Robert Mugabe.

Desde principios de siglo, Mugabe ha llevado a cabo en su país un polémico proceso de “indigenización” para expropiar tierras y entregarlas a los granjeros negros y ha exigido a las empresas extranjeras que cedan un 51 por ciento de sus acciones a empresarios indígenas. EFE