Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

EEUU ampara a Corea del Sur en la disuasión del “paraguas nuclear”

Seúl, 18 mar (EFE).- El subsecretario de Defensa de EEUU, Ashton Carter, reafirmó hoy en Seúl su compromiso de proteger a Corea del Sur frente a la amenaza del Norte mediante el efecto disuasorio del llamado “paraguas nuclear” que el país norteamericano ha anunciado reforzar.


Publicidad

“Nos mantenemos firmes en nuestro compromiso de la disuasión extendida ofrecida por el paraguas nuclear de EEUU”, indicó Carter, antes de asegurar que todos los recursos militares del país “estarán a disposición de nuestros aliados”.

El Pentágono anunció el viernes el próximo despliegue de hasta 14 interceptores terrestres de misiles que se sumarán a los 30 ya instalados en EEUU, una acción que pretende “adelantarse a los avances en el desarrollo norcoreano de misiles balísticos”, especificó hoy el subsecretario de Defensa de Washington.

La visita de dos días a Seúl iniciada ayer por Carter como parte de su gira asiática ha llegado en un momento marcado por la elevada tensión, después de que Corea del Norte dirigiera en las pasadas dos semanas a Seúl y Washington repetidas amenazas de guerra.

La autoridad estadounidense también dejó hoy claro que los recortes presupuestarios anunciados por el Gobierno de Obama no afectarán a la preparación militar de las fuerzas conjuntas de EEUU y Corea del Sur en territorio surcoreano.

“Nuestra relación de defensa continuará progresando en todos los ámbitos a pesar de las presiones presupuestarias en EEUU” afirmó Carter, que consideró como una prioridad garantizar la seguridad en la región de Asia Pacífico y aseguró poseer “todos los recursos” para llevar a cabo esta tarea.

Seúl y Washington llevan a cabo estos días dos ejercicios militares conjuntos anuales en territorio surcoreano, que han sido duramente condenados por el régimen de Kim Jong-un en el Norte al considerarlos “ensayos de invasión” de su país.

Como respuesta a estos ejercicios y a las recientes sanciones de la ONU por su última prueba nuclear, Corea del Norte cortó la línea de comunicación entre las dos Coreas de la aldea fronteriza de Panmunjom, y declaró “completamente nulo” el alto el fuego con el Sur de 1953, además de amenazar con unataque nuclear preventivo“.

EEUU mantiene 28.500 efectivos en Corea del Sur como herencia de la Guerra de Corea (1950-53), en la que se calcula que murieron unos 3 millones de personas hasta su conclusión con un armisticio que todavía hoy, seis décadas después, mantiene como enemigos a Norte y Sur. EFE