Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Miles de estudiantes chilenos reinician protestas

SANTIAGO, Chile (AP) — Con desmanes, represión policial y detenidos concluyó una marcha callejera en la primera protesta estudiantil del año convocada por universitarios de establecimientos privados en demanda del término del lucro.


Publicidad

Varios miles de jóvenes marcharon por el centro capitalino, pero la autoridad de gobierno cambió la noche del martes el recorrido, lo que irritó a los convocantes y los desmanes comenzaron cuando los estudiantes intentaron desafiar el cerco policial.

Grupos de encapuchados, como suele ocurrir en las protestas estudiantiles, se enfrentaron con la policía, que detuvo a una cantidad indeterminada de jóvenes.

La policía lanzó gases lacrimógenos y usó carros hidrantes para dispersar a los estudiantes que marchaban. Los incidentes se extendieron a calles aledañas a la estatal Universidad de Santiago.

Manuel Erazo, vocero de los universitarios, se quejó de la decisión de la autoridad gubernamental del cambio de recorrido a última hora y de la acción policial.

El ministro del Interior, Andrés Chadwick, dijo que “nuevamente un grupo de estudiantes se siente con el derecho a generar desórdenes, a dañar la propiedad, a alterar el tránsito y a generar violencia.”. Chadwick defendió el accionar policial.

“Queremos el fin del lucro efectivamente y eso es erradicar a los empresarios de la educación”, dijo Erazo a la prensa.

El ministro de Educación, Harald Beyer, enfrenta en la Cámara de Diputados un juicio político presentado por la oposición centroizquierdista porque a su juicio no ha combatido el lucro en la educación y ha desoído informes.

También en el puerto de Valparaíso jóvenes marcharon por el centro para demandar, como desde hace dos años lo vienen haciendo los universitarios y secundarios, el término del lucro en la enseñanza privada del país.

Las protestas estudiantiles comenzaron en 2011 y las masivas manifestaciones pusieron en jaque al gobierno del presidente Sebastián Piñera y causaron una fuerte baja en su popularidad.