Ecuador. jueves 14 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

La OTAN afirma no tener conocimiento de ataques israelíes en Siria

El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, afirmó este lunes que no tiene “indicaciones” de que Israel haya supuestamente bombardeado objetivos en territorio sirio, y dijo que la Alianza Atlántica está centrada en la protección de Turquía, país aliado limítrofe con Siria.


Publicidad

No tengo indicaciones de tal actividad” en la zona de la frontera entre Turquía y Siria en la que la OTAN ha desplegado misiles Patriot, dijo Rasmussen en su rueda de prensa mensual al ser preguntado por el supuesto ataque de Israel.

“Por supuesto, los aliados de la OTAN siguen de cerca los acontecimientos. Estamos centrados en nuestro despliegue defensivo para proteger a la población y el territorio de Turquía”, añadió.

Las autoridades sirias denunciaron que Israel atacó con misiles a primeras horas del domingo un centro militar a las afueras de Damasco, un bombardeo del que el Gobierno israelí no se ha responsabilizado.

“Estoy al tanto de las informaciones que publica la prensa, que no comentamos”, dijo Rasmussen, quien aseguró no disponer de más información.

En cualquier caso, señaló que, para los aliados, “esto no es una nueva preocupación”, ya que “hace algún tiempo que hemos expresado nuestra preocupación por que el conflicto pueda extenderse” a otros países de la región.

Por otra parte, preguntado por el supuesto uso de armas químicas en el conflicto sirio por parte del régimen de Bachar Al Asad o de los opositores, el secretario general de la OTAN respondió: “sí que tenemos indicaciones de que hayan podido ser utilizadas”.

“Pero no tenemos información consolidada sobre más detalles de las circunstancias, incluyendo quién puede realmente haberlas empleado”, precisó.

Dejó claro, además, que “cualquier uso de armas químicas, sea quien sea quien las haya usado, es una violación de la ley internacional”.

Preguntado en concreto por la afirmación de la magistrada suiza Carla del Ponte, miembro de la comisión especial creada por Naciones Unidas para investigar los crímenes perpetrados en Siria, de que los grupos rebeldes sirios pueden haber usado este tipo de armas, indicó que no sabe “en qué se ha basado para hacer esa declaración”.

Rasmussen manifestó que la situación sigue preocupando enormemente a la OTAN, y enfatizó “lo urgente es que la comunidad internacional debe redoblar sus esfuerzos para encontrar una solución política a esta crisis”, de manera que pueda darse paso a una transición que colme las aspiraciones del pueblo sirio.

En especial, urgió a los cinco países miembros permanentes del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas a “lograr un acuerdo y enviar un mensaje fuerte y unificado a Damasco de que ha llegado el momento de iniciar una transición”.

“Es de la mayor importancia tener información consolidada (sobre un posible uso de armas químicas) para tener evidencias claras. Y que los inspectores de la ONU tengan total y completo acceso a Siria para investigar lo que ha pasado”, concluyó.

Rasmussen consideró “lamentable que, hasta el momento, las autoridades sirias hayan denegado ese acceso”. EFE