Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Revelan centro de inteligencia de EEUU en México

MÉXICO (AP) — El gobierno de Estados Unidos estableció años atrás un centro de inteligencia en México para recolectar información sobre objetivos sensibles y al que tenían impedido acceder las autoridades mexicanas que en la administración anterior tenían una amplia colaboración con su vecino del norte, según un documento desclasificado del Departamento de Defensa estadounidense.


Publicidad

El memorando del Departamento de Defensa, obtenido por la organización no gubernamental estadounidense National Security Archive y divulgado el jueves, describe parte del apoyo que una oficina del Pentágono había dado al denominado “Centro de Fusión México”, con acceso exclusivo para autoridades estadounidenses y cuyo propósito era enfocarse en “blancos de alto perfil”, los cuales no son identificados.

Algunos reportes periodísticos habían hecho referencia en el pasado a la existencia en México de al menos dos centros de fusión, que son lugares donde se recoge información de inteligencia. Pero mientras se mencionaba que en esos lugares trabajaban en conjunto autoridades estadounidenses y mexicanas, el centro del que se habla en el documento desclasificado es identificado como de uso exclusivo de agencias de Estados Unidos.

El propio documento señala el posible apoyo posterior del Pentágono a uno o más centros de fusión en los que hubiese trabajos de agencias de ambos países, aunque no da más detalles.

El oficio desclasificado no especifica cuándo comenzó a operar ese centro de fusión y si aún está en funcionamiento. Tampoco queda claro si el gobierno de México tuvo conocimiento y si las agencias estadounidenses utilizaban información mexicana para generar inteligencia desde ahí o incluso si se realizaban acciones de espionaje a autoridades o figuras mexicanas.

Aunque tampoco se especifica su ubicación, el National Security Archive asume que estaría dentro de la embajada de Estados Unidos en la capital mexicana, debido a que en un apartado se establece que parte del apoyo del Pentágono es para ayudar a incrementar el ancho de banda de las comunicaciones de la representación diplomática.

La embajada de Estados Unidos en México no había respondido a una solicitud de información sobre el centro de fusión.

El vocero de seguridad del gobierno federal, Eduardo Sánchez, tampoco había respondido a llamadas hechas para conocer su opinión.

“Lo que aflora es un esbozo de un programa de inteligencia de Estados Unidos en dos vías: una, de una red de centros de inteligencia conjuntos integrados por personal de ambos países; y el otro, una instalación secreta localizada dentro de la embajada de Estados Unidos a la que los mexicanos no están invitados”, señaló Michael Evans, analista del National Security Archive sobre el documento desclasificado.

La información sobre el memorando había sido inicialmente reportada por MVS Radio en México.

El texto señala que en ese centro había participación de personal de las agencias Nacional de Seguridad (NSA), Nacional de Inteligencia Geoespacial (NGA), de Inteligencia de Defensa (DIA) y del Comando Norte (NORTHCOM) estadounidenses.

La organización refirió que el memorando es un documento que data de 2010, un año en el que aún transcurría en México el gobierno del presidente Felipe Calderón, quien promovió una relación sin precedente con Estados Unidos en un intento por fortalecer su estrategia de combate al narcotráfico y el crimen organizado.

El nuevo gobierno mexicano del presidente Enrique Peña Nieto, que asumió el poder en diciembre de 2012, decidió modificar la manera de relacionarse con Estados Unidos.

El cambio más dramático fue decidir que los contactos en materia de seguridad se harían a través de una sola “ventanilla”, que es la Secretaría de Gobernación, lo cual dejó atrás el acceso directo que agencias estadounidenses como la DEA, la CIA, el FBI y la Patrulla Fronteriza tenían con sus pares mexicanas como la Policía Federal, el ejército, la marina y la Procuraduría General de la República.

El documento fue difundido luego de que en las últimas semanas se divulgaran documentos filtrados por el ex contratista Edward Snowden que revelan supuestas actividades de espionaje contra diversos gobiernos y sus líderes por parte de la NSA, una de las agencias mencionadas como parte del centro de fusión.

Algunas de las filtraciones señalaron que la NSA había leído los correos electrónicos de Peña Nieto cuando aún era candidato presidencial, además del ex mandatario Calderón mientras estuvo en el cargo.