Ecuador. lunes 18 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Justicia declara abusiva la huelga del metro en Sao Paulo

A cuatro días de que comience el Mundial de fútbol, la Justicia de Trabajo de Sao Paulo declaró hoy ilegal la huelga de los trabajadores del metro en Sao Paulo, la mayor y más poblada ciudad de Brasil, que hoy llegó a su cuarto día, y que ha interrumpido el servicio en más de 30 estaciones en la ciudad que acogerá el partido inaugural de la Copa Mundial el próximo jueves.


Publicidad

La decisión del Tribunal Regional de Trabajo (TRT) se produce días antes del partido inaugural del 12 de junio en el estadio Arena Corinthians de Sao Paulo entre Brasil y Croacia, al cual está previsto que unos 50.000 hinchas acudan con metro, según las autoridades.

La Justicia de Trabajo consideró la huelga “abusiva” al no respetar la decisión fijada anteriormente, la cual obligaba a los trabajadores a garantizar la circulación al cien por cien en los horarios de máxima afluencia y al 70 % en las demás franjas horarias.

El TRT acordó además imponer una multa de 100.000 reales (unos 44.420 dólares) diarios por la paralización al sindicato que representa a los trabajadores. La cantidad será destinada al Hospital de Cáncer de Sao Paulo.

La decisión de la Justicia se produce tras el fracaso de las negociaciones entre el sindicato de trabajadores, que reclama un aumento salarial del 12,2 %, y el metro de Sao Paulo, gestionado por el Gobierno regional, que ofrece un máximo de 8,7 %.

La Justicia determinó finalmente que el reajuste salarial debe ser fijado en el 8,7 %.

Este domingo, cuatro de las cinco líneas tuvieron una paralización parcial, mientras que una quinta funciona con normalidad.

La huelga del metro en Sao Paulo ejemplifica el potencial de interrupciones en el servicio durante el Mundial, que inicia el 12 de junio. Las más de 3,5 millones de personas que usan el sistema de transporte público de la ciudad entre semana han enfrentado el caos porque el metro opera con servicio limitado.

La huelga preocupa a las autoridades porque la mayoría de los aficionados del fútbol que acudan al estadio Itaquerao para el duelo inaugural el próximo jueves en Sao Paulo necesitarán usar el metro.

Los organizadores del Mundial se han mostrado mortificados desde hace un año de que un resurgimiento de las protestas multitudinarias en contra del gobierno puedan arruinar el máximo evento futbolístico, ante los ojos de todo el mundo.