Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Londres descarta aliarse con Al Asad para combatir a yihadistas

Londres, 22 ago (EFE).- El ministro de Exteriores británico, Philip Hammond, afirmó hoy que el Reino Unido descarta cualquier alianza con el régimen sirio de Bachar al Asad para combatir a la organización yihadista Estado Islámico (EI).


Publicidad

Para el jefe de la diplomacia británica, que ha apoyado a la oposición al régimen en el conflicto sirio, no sería “práctico, sensible ni útil” apoyarse ahora en Al Asad para hacer frente a los extremistas.

Hammond salió así al paso de unas declaraciones del que fuera jefe del Estado Mayor del Ejército británico, Richard Dannat, que sugirió que es necesario tender puentes con el presidente sirio para tratar de frenar el avance del EI en la región.

“El viejo dicho de ‘el enemigo de mi enemigo es mi amigo’ ha comenzado a adquirir cierta resonancia en nuestra relación con Irán y creo que es el momento de que tenga también cierta resonancia en nuestra relación con Al Asad”, dijo Dannat a la emisora BBC Radio 4.

“Ya sea a la luz pública o no, creo que hay que mantener conversaciones con él, porque si se va a plantear la cuestión de ataques aéreos en el espacio de Siria va a haber que contar con la aprobación del régimen”, sostuvo el antiguo responsable militar.

Cuestionado sobre esas opiniones en la misma emisora, Hammond aseguró que la colaboración con Siria no está en los planes del Reino Unido.

“No. En algunas ocasiones nos vamos a encontrar con que estamos luchando contra la misma gente que él (Al Asad), pero eso no nos hace sus aliados”, afirmó el ministro de Exteriores.

Hace un año, Hammond, entonces ministro de Defensa, se mostró “decepcionado” por la negativa del Parlamento británico a permitir una intervención militar contra el régimen sirio.

La preocupación por el avance en el norte de Irak de los extremistas del Estado Islámico se acentuó esta semana con la ejecución ante una cámara del periodista estadounidense James Foley, que estaba secuestrado por los yihadistas desde 2012. EFE