Ecuador. miércoles 13 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Marina Silva vota con confianza de llegar a segunda vuelta y “si Dios quiere”

La candidata presidencial ecologista Marina Silva vota hoy, domingo, 5 de octubre de 2014, en la sede del Incra en Río Branco (Brasil). EFE/ Fernando Bizerra Jr.

Río Branco (Brasil), 5 oct (EFE).- La candidata a la Presidencia de Brasil Marina Silva votó hoy en su natal y amazónico estado de Acre confiada en que disputará la segunda vuelta electoral el próximo 26 de octubre ante la favorita y aspirante a la reelección, Dilma Rousseff, a pesar de caer al tercer lugar en las encuestas.


Publicidad

“Estoy confiada de que estaré en la segunda vuelta y si Dios y el pueblo brasileño lo quieren”, declaró Silva después de sufragar en la sede del Instituto Nacional de Colonización y Reforma Agraria (INCRA) de Brasil en Río Branco, capital del norteño y amazónico estado de Acre, fronterizo con Bolivia y Perú.

Los sondeos le atribuyen a Rousseff una intención de voto en torno al 40 %, mientras que el socialdemócrata Aecio Neves y Silva disputan el segundo lugar palmo a palmo, con un respaldo en torno al 24 %.

Las tres encuestas divulgadas el sábado ubicaban por primera vez en el segundo lugar de las intenciones de voto a Neves, desde que Silva entró en la disputa en agosto pasado cuando tomó la candidatura del fallecido exgobernador de Pernambuco Eduardo Campos, muerto en un accidente aéreo junto a otras seis personas.

A pesar de su descenso en las encuestas, la ambientalista afirmó: “el deseo de cambio (del pueblo brasileño) nos llevará a la segunda vuelta” y, en una eventual derrota ante Neves, evitó hablar sobre un posible apoyo a ese candidato.

“La segunda vuelta se discute en la segunda vuelta”, señaló Silva, quien enfatizó sobre su confianza de avanzar en la disputa electoral: “Vamos a ganar ganando, coherentes con nuestros principios”.

“Los adversarios se han unido para atacar”, expresó la exministra de Medio Ambiente, pero según ella la campaña dio “un buen combate, con coherencia” y no entró en el “juego sucio del debate. No vale hacer cualquier cosa a cualquier precio”.

En una eventual segunda vuelta, la exsenadora consideró que las campañas se equilibrarán con el tiempo igualitario para la propaganda política en radio y televisión, espacio que hasta ahora fue menor al de sus dos principales rivales, quienes ganaron más aparición en los medios por las alianzas con otros partidos.

Silva, que recordó que hace un año firmó la alianza de su movimiento Red Sustentabilidad con el Partido Socialista Brasileño (PSB) de Campos, expresó que apuesta por “la trayectoria de vida” como “el mejor discurso” y sustentada en “un programa decidido por todos los brasileños”.

“Quien va a ganar no va a ser las viejas estructuras del márketing y la mentira”, aseveró y la candidata, que evocó una vez más el pasado de luchas junto a el asesinado líder ecologista Chico Mendes.

También, Silva se refirió una vez más a las acusaciones de que si llega al Gobierno dejará los programas banderas de sus antecesores.

“Las conquistas sociales no son favores, son derechos”, puntualizó.

Los 450.000 centros de votación instalados en el país para un universo de 142,8 millones de electores estarán abiertos hasta las 17.00 (20.00 GMT) aunque, por los diversos husos horarios que existen en el extenso territorio brasileño, en los estados del noroeste cerrarán dos horas después.

A partir de ese momento podrán ser divulgados sondeos a pie de urna y también, una vez que cierren las mesas en todo el país, el Tribunal Superior Electoral tiene previsto comenzar a difundir sus primeros boletines con resultados oficiales. EFE