Ecuador. sábado 16 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

El líder de Hizbulá pide cese de intervención en Yemen

Beirut, 27 mar (EFE).- El líder del grupo chií libanés Hizbulá, Hasan Nasralá, rechazó hoy los argumentos de la coalición árabe, liderada por Arabia Saudí, para intervenir en el Yemen, y aseguró que tendrá “consecuencias peligrosas para la región” y que ninguna campaña aérea logrará una victoria.


Publicidad

Nasralá dijo que el pueblo yemení tiene “el derecho a resistir y saldrá victorioso”, y pidió “el cese inmediato de la agresión” contra el movimiento chií yemení de los hutíes.

“¿Dónde están las pruebas de que la situación en el Yemen amenaza la seguridad de Arabia Saudí y de los países del Golfo? ¿Qué hicieron los hutíes para que ustedes los juzguen de ese modo”, afirmó Nasralá en un discurso por transmitido por la televisión Al Manar, portavoz de Hizbulá.

En su opinión, no hay pruebas de que Irán ocupe el Yemen o haya instalado bases: “Se trata de la mentira más grande. La República Islámica nunca interviene en los asuntos de ese país”, añadió.

Nasralá estimó que el problema existente se debe a la mentalidad saudí, que no respeta la voluntad de los pueblos libres y no acepta su libre opinión, lo que lleva a “políticas erróneas y fracasos”.

“Es su fracaso lo que empuja a los países de la región hacia Irán”, apostilló.

Según el líder de Hizbulá, en lugar de hablar de un peligro que hay que contrarrestar en el Yemen, deberían centrarse en Israel, que “posee uno de los ejércitos más poderosos”.

Sin embargo, continuó, los saudíes “nunca percibieron el Estado hebreo como un enemigo ni como una amenaza”.

“Si la guerra hubiera estado dirigida contra Israel nos hubiéramos unido a ella, pero no en contra de los pueblos árabes”, añadió Nasralá, quien subrayó que “desde hace años el pueblo palestino lanza llamamientos a los árabes”.

Indicó que nunca han visto “firmeza contra Israel”, en alusión a que la operación árabe en el Yemen ha sido bautizada “Tormenta de la Firmeza”, y acusó a Arabia Saudí y otros países árabes de abandonar a Palestina.

También acusó a Arabia Saudí de “llevar al (grupo yihadista) Estado Islámico a los cuatro rincones del mundo para hacer caer el gobierno de (el ex primer ministro iraquí) Nuri al Maliki y el régimen (del presidente sirio) Bachar al Asad”, ambos chiíes.

En esta línea, denunció que el príncipe saudí Bandar bin Sultan financia al Estado Islámico.

Respecto a la situación interna del Líbano, aseguró que proseguirá el diálogo con la rival Corriente del Futuro (del suní Saad Hariri) sin prestar atención a los que tratan de sembrar la discordia.

Nasralá subrayó que Irán tampoco ha interferido en la elección de un presidente en el Líbano, sino Arabia Saudí.

La intervención aérea árabe en el Yemen, que comenzó ayer con la participación de Kuwait, Emiratos y Egipto, entre otros, ha puesto en evidencia la fractura entre suníes y chiíes en la región.EFE