Ecuador. Viernes 20 de enero de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

El uso de pesticidas ilegales es común en territorios estadounidenses

En esta imagen de archivo, tomada el 12 de agosto de 2005, un cartel, exigido por ley, advierte del uso del pesticida bromuro de metilo en un campo cerca de Watsonville, en California. (Foto AP/Rita Beamish, archivo)

SAN JUAN, Puerto Rico (AP) — Nueve meses después de que una familia que estaba de vacaciones estuviera a punto de morir por exposición a bromuro de metilo en la isla de San Juan, autoridades llegaron a al menos una conclusión preocupante: El uso de pesticidas prohibidos no es un hecho aislado en los territorios estadounidenses en el Caribe.

Publicidad

La investigación criminal sobre el envenenamiento del pasado marzo en el Sirenusa Condominium Resort sigue su curso y la familia de Wilmington, en el estado de Delaware, está en conversaciones para lograr un acuerdo con Terminix, la empresa que empleó el químico para insectos en una vivienda vacacional al lado de la suya. La Agencia Estadounidense de Protección del Medio Ambiente (EPA, por sus siglas en inglés) y funcionarios locales realizan pesquisas independientes sobre el uso generalizado del bromuro de metilo en las Islas Vírgenes y en Puerto Rico.

Funcionarios han desvelado pocos detalles sobre sus avances. Pero el gobierno federal y las Islas Vírgenes estadounidenses celebraron recientemente una conferencia para empresas de pesticidas, operadores turísticos y trabadores de hostelería para advertir sobre los peligros del bromuro de metilo y de otras sustancias similares.

La responsable regional de la EPA, Judith Enck, dijo que junto al Departamento de Agricultura de Puerto Rico descubrieron al menos varios ejemplos más de uso de químicos prohibidos en hoteles. La responsable recomendó que cualquiera que esté alojado en un hotel en Puerto Rico o en Islas Vírgenes pregunte si su habitación ha sido tratada con pesticidas y abra las ventanas para ventilar el cuarto para asegurarse.

“Cuando están de vacaciones, la última cosa en la que piensa es en si su habitación de hotel o Airbnb (un sistema de alquiler) está inundada de pesticidas”, dijo Enck. “Están a su merced”.

El bromuro de metilo “es uno de los muchos pesticidas que se usan ilegal e inapropiadamente en el Caribe”, dijo al tiempo que apuntó que hace falta más supervisión local y regulación para empresas de pesticidas.

Aunque en el territorio continental de Estados Unidos esta sustancia se emplea con fines agrícolas, la EPA prohibió su utilización para uso residencial en 1984 y su uso generalizado se está eliminando.

Expertos dicen que algunas empresas caribeñas siguen utilizándolo por la falta de supervisión gubernamental y porque acaba con las plagas en una sola aplicación. Ese nivel de toxicidad, sin embargo, tiene serias consecuencias para los humanos, provocando dolor de cabeza, mareos, desmayos e incluso parálisis o muerte.

Dos adolescentes de la familia envenenada en San Juan siguen hospitalizados en Delaware. Los dos jóvenes y su padre sufrieron daños neurológicos y están paralizados.

Una investigación federal tras su envenenamiento reveló que el uso de bromuro de metilo está generalizado en las Islas Vírgenes de los Estados Unidos, apuntó el gobernador Kenneth Mapp agregando que el pesticida se aplicó en la casa y en las viviendas cercanas en 2013 para tratar un problema de termitas. El ejecutivo regional dijo que regulará a las empresas de control de plagas más de cerca y exigirá nuevos permisos para la compra y uso de sustancias de uso restringido.

El bromuro de metilo se ha empleado también en hoteles en Puerto Rico, dijeron autoridades, pero se desconoce si la isla ha tomado alguna medida al respecto. El Departamento de Agricultura del territorio, que se encarga de supervisar a las empresas de plaguicidas, no respondió a preguntas sobre casos de uso ilegal del químico en la zona.

Enck dijo que no se puede aceptar ni una aplicación ilegal de la sustancia.

“No debería haber ninguna”, dijo. “El Departamento de Agricultura de Puerto Rico necesita estar vigilante. Incluso con la situación económica que atraviesa Puerto Rico, necesitan más inspectores; necesitan educar a la gente”.

Varias empresas de control de plagas no respondieron a los mensajes de la AP pidiendo comentarios. Entre ellas estaba la filial puertorriqueña de Terminix, la empresa de Tennessee cuya licencia fue suspendida en las Islas Vírgenes de Estados Unidos tras el incidente de marzo.

En República Dominicana se reportaron un par de incidentes con pesticidas tóxicos. Al menos un hospital emitió un aviso para alertar a médicos y enfermeras sobre los síntomas del envenenamiento por pesticidas tras la muerte de dos mujeres y un gato en 2013.

El doctor José Yunen, que trató a una de las víctimas entonces, dijo que había atendido con éxito a una pareja de recién casados dominicanos por envenenamiento con pesticidas el pasado febrero tras haber reconocido los síntomas tras el caso de 2013.

“Tiene que haber una alerta para esto como la hay para el ébola y muchas otras cosas”, apuntó. (I)

Publicidad