Ecuador. viernes 20 de octubre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Clinton aventaja a Sanders por 1 punto con 85% de los recintos escrutados

La precandidata demócrata a la presidencia de Estados Unidos Hillary Clinton, acompañada de su hija Chelsea Clinton, reacciona a los aplausos a su llegada a un mitin en la escuela secundaria Abraham Lincoln en Council Bluffs, Iowa, el domingo 31 de enero de 2016. (AP Foto/Andrew Harnik)

El senador socialista Bernie Sanders estrecha diferencias con la exsecretaria de Estado de EE.UU. Hillary Clinton en la lucha por la nominación demócrata en el estado de Iowa donde, con el 85 % de los recintos electorales escrutados, la favorita solo le aventaja por un punto.


Publicidad

El tercer aspirante en liza para conseguir la candidatura presidencial demócrata, Martín O’Malley, está muy alejado con un 0,7 % de los votos.

Los caucus de Iowa comenzaron hoy en escuelas, gimnasios y centros comunitarios de todo el estado, con los aspirantes demócratas casi empatados en las encuestas y el republicano Donald Trump a un paso de lograr su primer gran triunfo.

A las 19:00 hora local (01:00 GMT), los votantes demócratas, por un lado, y los republicanos, por el otro, acudieron a su lugar de votación para inaugurar el proceso de selección de los dos candidatos que en noviembre concurrirán a las elecciones generales.

Al contrario que en unas elecciones primarias al uso, los habitantes de Iowa solo pueden acudir a votar a partir de las 19.00 hora local y los procesos son distintos dependiendo de si son republicanos o demócratas.

Los republicanos acuden a un lugar de votación en uno de los 1.681 precintos (distritos electorales) del estado y, después de algunos discursos en favor de uno u otro aspirante, emiten un voto secreto.

En cambio, los demócratas deben formar grupos de apoyo a cada candidato de forma pública, y cada aspirante debe reunir el respaldo de al menos el 15 % de los asistentes en cada lugar de votación. Si no lo logran, esos simpatizantes pueden sumarse a otra de las opciones o declararse “indecisos”.

En ese contexto, puede ser clave lo que ocurra con los votantes de Martin O’Malley, quien tiene alrededor del 4 % de los apoyos en las encuestas, porque si sus simpatizantes no logran llegar al umbral necesario del 15 %, tendrán que elegir si apoyan a Sanders o a Clinton, casi empatados.

El grado de participación en unos caucus donde normalmente solo acude uno de cada cinco votantes registrados será también crucial.

“Lo tendremos difícil esta noche si la participación es baja”, reconoció hoy Sanders en declaraciones a los periodistas.

Está por ver si la lucha entre Sanders y Clinton consigue atraer a los cerca de 240.000 participantes de los caucus de 2008, en los que ganó un casi desconocido Barack Obama.

Si Sanders consigue movilizar a los más jóvenes y a los votantes que nunca han participado en los caucus, podría romper el empate técnico y proclamarse ganador.

Por su parte, Clinton tiene el apoyo de muchas mujeres de mediana edad, entre las que “muchas quieren ver una mujer en la Casa Blanca” y están motivadas para ir a votar, explicó a Efe Steffen Schmidt, profesor de política en la Universidad estatal de Iowa.

Pese a la complejidad del proceso, Schmidt cree que los resultados del caucus demócrata empezarán a salir pronto, porque “la gente que está apoyando a Bernie Sanders nunca lo va a abandonar e irse con Clinton”, y viceversa.

En el lado republicano, Trump confía también en los jóvenes o en quienes nunca han participado en los caucus para cimentar su victoria, además de en el respaldo de algunos evangélicos, los votantes republicanos más activos.

En 2012, algo más de 120.000 personas participaron en los caucus republicanos, un récord que hoy podría batirse y superar los 135.000, lo que indicaría con toda seguridad que Trump ha conseguido movilizar nuevos votantes y se haría con el estado.

El segundo en liza en la contienda republicana, Ted Cruz, tiene una mejor organización sobre el terreno, y defendió hoy que la carrera se encuentra en un “empate estadístico” y que todo dependerá “de la participación” en los caucus. EFE [I]