Ecuador. viernes 20 de octubre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Sanders: “Ganaremos varios cientos de delegados” en el supermartes de EE.UU.

VERMONT (ESTADOS UNIDOS) 01/03/2016.- El precandidato demócrata a la Casa Blanca y senador de Vermont, Bernie Sanders, vota en las primarias en un centro electoral en Burlington, Vermont, EE.UU., hoy, 1 de marzo de 2016. Una docena de estados celebra hoy elecciones primarias en EE.UU. durante el llamado "supermartes", día clave en la carrera hacia la Casa Blanca que tiene como favoritos al republicano Donald Trump y la demócrata Hillary Clinton. EFE/HERB SWANSON

Washington, (EFE).- El aspirante demócrata a la Presidencia de EE.UU. Bernie Sanders pronosticó hoy que ganará “varios cientos de delegados” en los doce estados que mantienen primarias demócratas en la jornada conocida como supermartes, después de anunciarse su primer triunfo en el estado de Vermont.


Publicidad

“Para cuando acabe la noche, habremos ganado varios cientos de delegados”, aseguró Sanders en un discurso desde su sede de campaña en Essex Junction (Vermont), el estado al que representa en el Senado.

El rival de Hillary Clinton en la contienda demócrata recordó que los 865 delegados del partido que se reparten hoy en doce estados y el territorio de Samoa Americana no irán a parar íntegramente al vencedor de cada territorio, sino que se repartirán de forma proporcional siempre que el perdedor reúna cierta cantidad de votos.

“Cuando acabe esta noche, habrán votado 15 estados y quedarán otros 35 (en todo el país). Déjenme asegurarles que vamos a llevar nuestra lucha por la justicia económica, la justicia social, la cordura respecto al medio ambiente y la paz mundial a cada uno de esos estados”, afirmó el senador.

La campaña de Sanders confía en imponerse en Vermont, Massachusetts, Minesota, Colorado y Oklahoma, y lograr que las victorias de Clinton en el resto de estados sean por márgenes estrechos y le permitan hacerse con delegados y evitar que su candidatura pierda fuelle.

“Sé que la ex secretaria (de Estado Hillary) Clinton y otros en el ‘establishment’ (aparato del partido demócrata) piensan que estoy siendo demasiado ambicioso (con las promesas de mi campaña), pero yo no estoy de acuerdo”, indicó Sanders.

“Esta campaña no se trata solo de elegir un presidente, sino de transformar Estados Unidos. De hacer de nuestro gran país la nación que sabemos que tiene potencial de ser. Se trata de lidiar con algunas verdades incómodas que existen en el país”, agregó.

El senador de 74 años agradeció profundamente el apoyo de los votantes del estado que lanzó su carrera política como alcalde de la ciudad de Burlington y más tarde como congresista y senador.

“Queremos ganar en todos los rincones del país, pero significa mucho para mí que la gente que mejor me conoce se haya pronunciado tan rotundamente para llevarnos a la Casa Blanca. Muchísimas gracias”, subrayó.

Sanders reiteró que concibe su campaña como una “revolución política” que implique a “millones de personas en el proceso político”, entre ellos trabajadores “tan desilusionados que ya no votan y jóvenes” que nunca se han interesado por las elecciones.

Esa revolución debe “unir a negros y blancos, latinos y estadounidenses de origen asiático”, y “no permitir que los Donald Trump del mundo nos dividan”, agregó.

“Puede que Wall Street y los comités de acción política estén en nuestra contra, pero vamos a ganar porque nuestro mensaje está teniendo eco, y cuando el pueblo se mantiene unido, acabará triunfando”, sentenció. EFE

(I)