Ecuador. martes 17 de octubre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Al menos 12 muertos en ataque a instalaciones gubernamentales en Afganistán

En esta fotografía se observa a peatones caminando junto al cuerpo de un insurgente que fue abatido cerca del edificio del ayuntamiento provincial en Qalat en la provincia de Zabul al suroeste de Kabul, Afganistán, el lunes 10 de junio de 2013. (Foto AP/Ahmad Wali Sarhadi)

Kabul (EFE).- Al menos doce personas murieron, diez supuestos talibanes y dos policías, y otras tres resultaron heridas hoy en un ataque coordinado de los insurgentes contra un complejo gubernamental en el sur de Afganistán, donde aún continúan los combates, informaron a Efe fuentes oficiales.


Publicidad

“Las fuerzas de seguridad han abatido hasta ahora a diez atacantes talibanes y uno todavía ofrece resistencia”, dijo Omar Zwak, portavoz del gobernador de la provincia donde se produjo el ataque, Helmand.

Las fuerzas afganas mantienen acordonada la zona y “esperan que el atacante sea pronto abatido”, aseguró Zwak en alusión al supuesto talibán que permanece en un edificio residencial de cuatro pisos.

El portavoz añadió que dos policías murieron y otros tres fueron heridos.

La ofensiva comenzó hacia las 6.00 hora local (1.30 GMT), en Grishk, capital del distrito homónimo, con el ataque al complejo en el que está el cuartel general de la Policía y las oficinas del gobernador provincial, afirmó a Efe un alto mando policial, que prefirió mantener el anonimato.

“Varios talibanes, incluidos seguramente algunos atacantes suicidas”, tomaron posiciones en edificios próximos al complejo, explicó el agente.

Los talibanes, que han tomado el control durante los últimos meses de vastas áreas de la provincia y dominan cinco de sus catorce distritos, han reclamado la autoría del ataque.

“Desde esta mañana se está produciendo un fuerte tiroteo por parte de muyahidines que buscan el martirio”, afirmó en Twitter un portavoz talibán, Qari Yusuf Ahmadi.

El avance talibán en Helmand amenaza la capital provincial, Lashkargah, donde hace cuatro meses los insurgentes llegaron a tomar un área de la ciudad en uno de sus logros militares más importantes de los últimos años.

Las fuerzas afganas se están retirando de puestos de control de las zonas más inseguras de la provincia para reforzar sus principales bases con el fin de reducir bajas y aumentar su capacidad de ataque.

La estratégica Helmand, clave en el cultivo de amapola, una de las principales fuentes de financiación de los insurgentes, es la provincia afgana con más territorio controlado por los talibanes.

Los insurgentes controlan casi un tercio del territorio afgano, la mayor extensión bajo su dominio desde la caída del régimen talibán con la invasión estadounidense en 2001, según un reciente informe del SIGAR. EFE (I)

bks-lar/njd/rml