Ecuador. Viernes 20 de enero de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Alemania captura dos sospechosos de vinculación con atentados de Bruselas

Varios policías alemanes hacen guardia en un bloque de viviendas de Düsseldorf, Alemania hoy 25 de marzo de 2016. La policía alemana detuvo en los últimos días a dos sospechosos por presuntas conexiones con uno de los terroristas autores de los atentados de Bruselas, afirma en su edición digital el semanario "Der Spiegel". EFE/Marius Becker

Berlín, 25 mar (EFE).- La policía alemana confirmó hoy la detención de dos sospechosos, uno en Düsseldorf y otro en Giessen (ambas en el oeste del país), mientras se investigan posibles vínculos con los presuntos autores de los atentados de Bruselas.

Publicidad

Se trata de un ciudadano alemán identificado como Samir E., de 28 años, que fue arrestado ayer por un comando especial en un barrio de Düsseldorf, y de un marroquí de la misma edad, al que se detuvo en un control policial en la estación de ferrocarriles de Giessen y que supuestamente estuvo recientemente en Bruselas.

El semanario “Der Spiegel” había informado previamente del caso de Samir E., un salafista al que se investiga por presuntos “preparativos de un acto violento contra la seguridad del Estado”.

De acuerdo con ese medio, este sospechoso había sido interceptado por las autoridades turcas en verano de 2015 en la frontera con Siria, junto con Ibrahim El Bakraoui, uno de los presuntos autores del atentado en el aeropuerto internacional de Zaventem del pasado martes en Bruselas.

Turquía deportó a ambos a Amsterdam, de donde procedían, por sospechar que pretendían unirse al yihadismo o militaban ya en sus filas.

La detención del marroquí se practicó en la madrugada local de miércoles al jueves, después de que en un control rutinario en la estación de Giessen se constatara que el sospechoso se encontraba en Alemania de forma irregular y tenía antecedentes criminales tanto en este país como en Italia.

Asimismo, se comprobó que había ingresado en territorio alemán con varios alias y se le encontraron diversos documentos de los que se deduce que había estado recientemente en la región de Bruselas, según un comunicado de la policía de Giessen.

En el texto se precisa que le fue incautado un teléfono móvil (celular), cuyo contenido está siendo investigado, y que se dictó orden de detención contra él, por documentación irregular y mientras la Fiscalía estudia cualquier posible vínculo con los atentados de Bruselas.

Según informaciones de “Der Spiegel”, en ese teléfono se recibieron dos mensajes de texto el día de los atentados, en uno de los cuales se mencionaba el nombre de Khalid El Bakraoui, presunto autor del ataque en el metro de Bruselas.

El siguiente mensaje llevaba la palabra “Fin”, en francés, y entró en su teléfono a las 09.08 del martes, minutos antes de la acción terrorista en el metro de la capital belga.

Coincidiendo con las investigaciones sobre los atentados en Bruselas, el presidente de la Policía Federal de lo Criminal de Alemania (BKA), Holger Münch, advirtió hoy del peligro de nuevos ataques yihadistas en toda Europa, como consecuencia del debilitamiento de Estado Islámico (EI) en Siria e Irak.

El grupo terrorista está “presionado” porque está perdiendo terreno en esos países, por lo que es de temer “acciones espectaculares” para demostrar su fuerza y conseguir resonancia, argumentó el responsable de la BKA, en declaraciones al diario “Bild”.

El EI ha llamado a todos sus seguidores a perpetrar atentados en sus países contra “los infieles”, lo que implica un “alto peligro para Europa”, que desde hace ya tiempo está dentro del campo de acción de la propaganda islamista, prosiguió.

Münch apremió al estamento político a “respaldar” la acción de las fuerzas de seguridad, a tenor de lo ocurrido el pasado martes en Bruselas, donde 31 personas murieron y otras 300 resultaron heridas en unos atentados cuya autoría reivindicó el EI. EFE

 

 

Publicidad