Ecuador. Sábado 3 de diciembre de 2016
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Israel intentó sin éxito tres veces derribar un dron procedente de Siria

La artillería antiaérea de Israel disparó ayer tres misiles contra un dron procedente de Siria que cruzó al espacio aéreo israelí, sin lograr derribarlo, informaron hoy a Efe fuentes militares.

Publicidad

“Se dispararon dos misiles Patriot y un misil aire-aire”, confirmó a Efe una portavoz del Ejército, que señaló que se está investigando la procedencia del dron (avión no tripulado) y circunstancias del incidente pero declinó confirmar si, tal como señalaron hoy medios locales, este es de fabricación rusa.

Los hechos ocurrieron a las 17.04 hora local (14.04 GMT) del domingo e hicieron saltar las alarmas antiaéreas en las localidades del norte de la meseta del Golán cuando los radares detectaron un aparato que volaba hacia esa zona, ocupada por Israel desde 1967.

El Ejército disparó contra el aparato poco después de que cruzase la línea divisoria.

“El sistema de defensa antiaérea Patriot fue activado después de que el dron entrara en el espacio aéreo israelí en el centro de los Altos del Golán”, explica un comunicado militar, que señala que el avión “regresó a Siria”.

En previsión de otras posibles incursiones, aeronaves, helicópteros y dos aviones de la Fuerza Aérea fueron desplegados para patrullar la zona.

Los medios israelíes destacan hoy que no se lograse derribar el aparato.

“El Ejército erra tres intentos de derribar un dron en el Golán”, titula hoy el digital Times of Israel; “Lecciones para aprender de la interceptación fallida”, publica el conservador Israel Hayom, mientras el Yediot Aharonot titula una pieza sobre lo ocurrido “Una sensación de oportunidad perdida” y Haaretz señala “Israel intenta sin éxito interceptar un dron que entró en su espacio aéreo”.

En septiembre de 2014 un avión sirio Sukhoi Su-24 fue derribado por la Fuerza Aérea en la que era la primera interceptación por Israel de un avión enemigo en 28 años.

Un mes antes de ese incidente otro dron fue derribado en iguales circunstancias a la altura de la ciudad fantasma de Qenitra, en el norte de la meseta.

Los hechos están relacionados con la guerra civil que vive el país vecino desde 2011, que periódicamente afecta a la seguridad en la zona fronteriza por la presencia de grupos rebeldes en la parte de la meseta bajo control sirio. EFE (I)

Publicidad