Ecuador. jueves 19 de octubre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Vicepresidente Pence encabezó “Marcha por la Vida”

Foto: univision.com. "Los bebés pueden sentir la alegría estando en el útero", se lee en una de las pancartas. Aunque los manifestantes aseguran estar a favor de la vida, la evidencia indica que el acceso a abortos seguros —que es legal en EEUU desde 1973— salva vidas, reduce la tasa de abortos y empodera a las mujeres a respetar y controlar sus cuerpos (Foto/Reuters).

Washington, 30 ene (EFE).- El ultraconservador Mike Pence se convertió  en el primer vicepresidente de EE.UU. en el cargo que encabeza la llamada “Marcha por la Vida” que cada año recorre Washington con un mensaje de rechazo frontal al aborto.


Publicidad

Pence dio al mediodía hora local (17.00 GMT) el discurso principal de la convocatoria, en la que miles de personas marcharon desde el obelisco del Monumento a Washington hasta el Tribunal Supremo, por el centro monumental de la capital.

También participaron en la manifestación la consejera presidencial Kellyanne Conway, los legisladores republicanos Chris Smith, Joni Ernst, y Mia Love, así como el arzobispo de Nueva York, el cardenal Timothy Michael Dolan, y la actriz mexicana de telenovelas Karyme Lozano.

Otros presidentes republicanos, como Ronald Reagan (1981-1989) y George W. Bush (2001-2009), participaron con un mensaje no presencial en esta marcha, que celebra este año su edición 44.

Foto: Univision.com. Imitando el mantra de Trump “hacer que EEUU sea grandioso nuevamente”, una de las pancartas reza “votamos para hacer que EEUU sea pro vida nuevamente”. (Foto/Reuters)

Ahora sí tenemos un Gobierno que nos escucha y nos defiende. Las políticas de Barack Obama fueron terribles“, explica a Efe Sarah, una joven que irá a la marcha con sus amigas del grupo de jóvenes de su iglesia.

Una de las primeras órdenes ejecutivas que firmó Trump como presidente, el lunes pasado, fue una que prohíbe el uso de fondos del Gobierno para subvencionar a grupos que practiquen o asesoren sobre el aborto en el extranjero, una política republicana que data de la década de 1980 y que Obama había cancelado.

Trump se esforzó en su campaña por despejar cualquier duda sobre su posición sobre el aborto, tras la apertura que mostró en el pasado, y logró pacificar a este sector prometiendo nominar jueces contrarios al aborto para el Tribunal Supremo y eligiendo a Pence como vicepresidente.

Pence es la garantía para los republicanos más conservadores en temas sociales (aborto, matrimonio entre homosexuales): le avala su historial como congresista y como gobernador de Indiana (2013-2017).

Foto: univision.com. Una multitud se congregó en el National Mall de Washington DC para participar de la Marcha por la Vida, apenas seis días después de que ese mismo lugar fue inundado por miles de opositores del presidente Donald Trump, muchos de ellos defensores del derecho a la interrupción voluntaria del embarazo. Algunos de los que participaron dijeron estar agradecidos porque tienen un presidente que se define provida al igual que ellos, según reportes de prensa. (Foto/Reuters)

En la Cámara de Representantes encabezó el tipo de batallas que exaltan a ese sector y, como gobernador, firmó una ley criticada por permitir la negación de servicios a homosexuales por motivos religiosos y otra que prohíbe abortar por la discapacidad, raza o género del feto.

Trump, en una entrevista el miércoles con la cadena ABC, pronosticó que habría “una gran multitud” de manifestantes antiabortistas e incluso dijo que quizás “sería mayor” que la multitudinaria “Marcha de las Mujeres” del pasado sábado en Washington, que congregó a más de medio millón de personas.

Entre las múltiples reivindicaciones progresistas de esa convocatoria, que reunió a millones de personas en EE.UU. y el resto del mundo, estaba garantizar los derechos reproductivos de las mujeres. EFE

(I)