Ecuador. martes 12 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Cuba reconoce desigualdad pero reafirma socialismo

En esta foto del 12 de febrero de 2017 la obra del artista urbano Yulier P. adorna un muro en una calle de La Habana, Cuba. (AP Foto/Ramón Espinosa)

LA HABANA (AP) — Diputados cubanos aprobaron el jueves una hoja de ruta que reafirma el carácter socialista de la revolución cubana, a la par que entre ellos surgió el debate sobre la acumulación de riqueza y la concentración de la propiedad, dos efectos de las reformas aperturistas realizadas en los últimos años.


Publicidad

Más de 600 miembros de la Asamblea del Poder Popular, el órgano legislativo de la isla, se dieron cita el jueves en sesión plenaria extraordinaria para avalar tres documentos aprobados por el Partido Comunista de Cuba (PCC) que también fueron discutidos en mítines con la población y esperan determinar el rumbo del país por lo menos hasta el 2030.

En un breve discurso de cierre, el presidente Raúl Castro reafirmó lo anterior y rechazó una mayor velocidad de las reformas para evitar un impacto social negativo en los sectores más vulnerables.

La víspera, los diputados trabajaron en comisiones y aunque ni en la sesión del miércoles ni en la del jueves se permitió el acceso a la prensa extranjera, medios locales mostraron parte de las intervenciones y el discurso completo de Castro.

En esos reportes pudo verse que uno de los temas que centró la reunión de los parlamentarios fue el manejo de la desigualdad social y la acumulación de riqueza que acompañó a las reformas iniciadas por Castro en 2010 para mejorar la eficiencia del país en medio de una crisis económica que llevó a la isla a una recesión en 2016 con un decrecimiento del Producto Interno Bruto de 0.9%.

En estos años, muchos de los emprendedores cubanos mostraron historias de éxitos económicos a diferentes escalas, desde restaurantes que facturan miles de dólares diarios hasta vendedores de helados o maní, que ganan el triple de un salario estatal, equivalente a unos 20 dólares. Cifras oficiales indicaron que hay más de 500.000 personas con licencias para trabajar independiente.

En una de las partes televisadas de la reunión el miércoles, el diputado José Luis Toledo hizo eco de la problemática. “Esa riqueza que se puede generar… El Estado va a instrumentar formas y vías… Todavía habrá que verlas cuales van a ser para poderlas controlar, para evitarla que se haga una acumulación grande”, expresó Toledo. “Pero pienso que va a existir esa riqueza en determinados sectores de la población, eso no lo vamos a poder evitar si autorizamos las formas no estatales además como ya están establecidas”.

Las reformas de Castro incluyeron medidas antes impensables para Cuba, como la regularización del mercado de bienes raíces y de vehículos, la entrega de tierras a productores privados en usufructo y una reforma migratoria.

Según el periódico oficial Granma, varios otros legisladores abordaron el tema de la concentración de la riqueza y la sociedad en manos privados —incluyendo al vicepresidente Marino Murillo, también diputado— un tema que en principio iría en contra de los valores de igualdad del sistema socialista defendido por el PCC y Castro.

Los documentos del PCC surgieron de un Congreso de la organización en abril de 2016 y fueron luego puestos a consideración de la población.

Único con personería legal, el PCC debe guiar los pasos de la sociedad cubana según la constitución.

(I)