Ecuador. viernes 17 de noviembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Contralor de Perú obtuvo título de “manera fraudulenta”, afirma universidad

Contralor de Perú, Edgar Alarcón / perú21

El contralor de Perú, Edgar Alarcón, obtuvo su título profesional de contador “de manera fraudulenta” en la Universidad Nacional San Agustín de Arequipa, afirmó hoy el decano de la Facultad de Derecho de esa casa de estudios, Javier Lizárraga.


Publicidad

Se ha obtenido de manera fraudulenta, incumpliendo disposiciones de la ley. Por lo tanto, lamentablemente, este es un baldón provocado por una persona inescrupulosa al haber sorprendido la buena fe de dos examinadores de aquel entonces“, declaró Lizárraga, quien presidió una comisión investigadora, al canal N de televisión.

La comisión especial fue nombrada por el Consejo Universitario de la UNSA tras las denuncias que se presentaron por un supuesto plagio de Alarcón en un trabajo que presentó para titularse.

El informe, que será presentado mañana ante el Consejo Universitario de la UNSA, sostiene que Alarcón no cumplió los requisitos para obtener el título profesional en marzo de 2000, al no acreditar el mínimo de tres años de experiencia en el campo.

Lizárraga dijo que ha quedado probado que el contralor obtuvo el título en forma fraudulenta, ya que aseguró que cumplía los requisitos que exigía la ley y el reglamento para lograr el título.

El decano adelantó que el acuerdo que tome el Consejo Universitario dispondrá las sanciones “de carácter legal y normativo” y no descartó que haya existido complicidad o negligencia de algunos funcionarios para favorecer de Alarcón.

El contralor se presentó el martes ante una comisión del Congreso peruano para responder por las acusaciones que le imputan la presunta comisión del delito de lavado de activos por haberse dedicado a la compraventa de vehículos de lujo, una actividad que tenía prohibida por ser funcionario.

En su comparecencia ante la comisión permanente del Parlamento que analiza varios pedidos para que sea destituido, Alarcón aseguró que entre 2013 y 2017 renovó ocho vehículos para su familia, sin obtener beneficio económico alguno porque vendió a un precio menor.

Alarcón consideró que las acusaciones en su contra son por la “mala información de algunos medios de prensa y por el trabajo de control” que realiza a las instituciones estatales en la Contraloría de la República (tribunal de cuentas).

El presidente de la comisión del Congreso, el izquierdista Marco Arana, instó al resto de miembros de su equipo investigador a acelerar las reuniones y evaluar lo antes posible la información para entregar el informe a fines de junio y no esperar al 4 de julio, cuando vence el plazo de la investigación.

Alarcón también es investigado de manera preliminar por la Fiscalía desde el pasado 2 de junio por la presunta compra de más de noventa vehículos entre 2002 y 2015, según información revelada por medios locales.

En un reportaje televisivo se presentó el audio de una llamada que hizo Alarcón al auditor de la Contraloría para que retire la denuncia que presentó ante el Congreso por este caso y le permita presentar sus descargos ante él.

Esa denuncia fue presentada ante la presidenta del Congreso, Luz Salgado, en agosto de 2016 y pasó a la Comisión de Fiscalización, que la desestimó porque los hechos sucedieron cuando Alarcón era vicecontralor y, por tanto, no estaba protegido por el antejuicio constitucional, según explicaron los legisladores.

La semana pasada, el cuarto despacho de la Primera Fiscalía Anticorrupción también abrió de oficio una investigación a Alarcón por el presunto pago irregular de una liquidación a la extrabajadora de la Contraloría Marcela Mejía Franco, quien fue su pareja y es madre de dos de sus hijos. EFE

(I)