Ecuador. lunes 11 de diciembre de 2017
  • Seguir en Facebook
  • Seguir en Twitter
  • Seguir en Google+
  • Seguir en YouTube
  • Seguir en Instagram
  • Seguir en LinkedIn

Primer resultado de primarias argentinas favorece a Macri sobre Cristina

El presidente argentino, Mauricio Macri, celebra tras conocer los primeros resultados de las elecciones primarias hoy, domingo 13 de agosto de 2017, en Buenos Aires (Argentina). Macri celebró hoy la apuesta de los argentinos por el "cambio" que representa su Gobierno expresada en las urnas en las primarias legislativas realizadas este domingo en el país suramericano. Los primeros resultados provisionales de los comicios de hoy arrojaban una victoria del oficialismo en los principales distritos electorales de Argentina. EFE/Alberto

BUENOS AIRES (AP) — La alianza Cambiemos del presidente Mauricio Macri llevaba ventaja en varias provincias de Argentina en las primarias legislativas celebradas el domingo que eligieron a los candidatos que competirán en octubre para renovar una parte de la Cámara de Diputados y del Senado, según resultados preliminares oficiales.


Publicidad

De acuerdo con los primeros cómputos de la Cámara Nacional Electoral la alianza oficialista sacaba ventaja a la coalición opositora Unidad Ciudadana de la ex presidenta Cristina Fernandez quien fue sustituida por Macri en 2015.

Pero la verdadera batalla electoral se dará en Buenos Aires que representa más de un tercio del electorado argentino y cuyo cómputo oficial todavía era bajo el domingo en la noche.

“El cambio está más vivo que nunca”, dijo Macrí tras los comicios.

Fernández postulará a una banca en el Senado por la alianza opositora y los comicios del domingo marcaron su regreso a las urnas.

La elección es considerada, además, una prueba sobre el nivel de apoyo al oficialismo y a Macri, que asumió el poder en diciembre de 2015 y no ha logrado reimpulsar la economía y enfrentar los altos índices de pobreza como había prometido.

Macri necesita ampliar su presencia en el Parlamento, donde no tiene la mayoría, para sacar algunas leyes fundamentales.

En octubre se renovará un tercio del Senado y la mitad de la Cámara de Diputados.

Los comicios tuvieron una participación del 74% y se desarrollaron sin contratiempos, según el órgano electoral.

El gobierno llega a las primarias con una tibia recuperación de la economía, un abultado déficit fiscal, una pobreza que ronda el 32% y un desempleo que se ubicó en 9,2% en el primer trimestre, de acuerdo con las últimas cifras oficiales.

Aunque en buena parte heredó este escenario del gobierno de Fernández, el equipo económico de Macri no logró una recuperación tan rápida como la que se esperaba y la “lluvia de inversiones” extranjeras que el mandatario había prometido se han hecho esperar.

Hasta julio, la inflación -una de las principales preocupaciones de los argentinos- alcanzó un acumulado en el año de 13,8% y un 21,4% comparada con el mismo mes de 2016.

La inflación anual fue de 39% en 2016, cuando el gobierno de Macri aplicó fuertes subas a las tarifas de los servicios públicos y el transporte -que habían estado congeladas durante el mandato de Fernández- en un intento por contener el déficit fiscal.

Sin embargo, también mantuvo y amplió los planes sociales lanzados por su antecesora y para evitar un aumento en el gasto recurrió al endeudamiento.

La situación económica y el aumento de la deuda han sido las críticas de Fernández a Macri y el eje de su campaña, en la que se mostró poco y evitó ofrecer entrevistas.

En su acto de cierre el jueves la exmandataria sostuvo que la gente “está nerviosa porque no llega a fin de mes” y que el gobierno de Macri significó un retroceso porque “perdimos un piso de dignidad que habíamos logrado, porque no había miedo a perder el trabajo…. y no pagar las tarifas”.

El oficialismo, por su parte, centró su campaña en la concreción de las obras de infraestructura paralizadas desde la anterior gestión y en las denuncias de supuesta corrupción que salpican a Fernández y a varios de sus exfuncionarios.

Fernández y sus dos hijos están procesados por lavado de dinero y por integrar una asociación ilícita que supuestamente recibía sobornos de empresarios beneficiados con negocios con el Estado.

En otra causa está acusada de haber ordenado maniobras irregulares en el mercado cambiario que causaron un perjuicio económico al Estado y en una tercera también fue procesada por administración fraudulenta en la concesión de obras públicas.

Los sobornos, según las sospechas del juez federal Claudio Bonadío, se concretaron mediante el alquiler a los empresarios de inmuebles propiedad de la firma Los Sauces, de la que son dueños la expresidenta y sus hijos.

Carlos Valdez ayudó a la nota desde La Paz, Bolivia